Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

"Es importante apostar por la economía del conocimiento para evitar la fuga de cerebros"

"Es importante apostar por la economía del conocimiento para evitar la fuga de cerebros"

El profesor de Análisis Geográfico Regional de la Facultad de Ciencias de la Educación del campus de Ourense, Xosé Antón Díaz Fernández, señala que el cierre progresivo de aldeas es el reflejo de un "cambio cultural muy profundo". En esta transformación influyen la pérdida de población económicamente activa, fundamentalmente la joven, y la caída progresiva de los indicadores demográficos. Pero también la deslocalización que en Ourense tiene una incidencia mayor por ser una provincia fundamentalmente rural.

La progresiva desertización de la montaña a las cabeceras de comarca y de ahí a las ciudades principales, "no es una situación óptima, es muy triste, en esos enclaves no hay acceso al empleo fuera de la actividad agraria y hay que tener claro que el turismo rural no puede ser una panacea para todo, existe para una demanda limitada".

Frente a esto, el docente apuesta por "diseñar estrategias para tratar de contrarrestarlo" y ya avanza que no es un problema que tenga solución en el corto plazo, "porque eso es imposible, sobre todo cuando la crisis no remitió y estamos creciendo de una manera muy moderada y con muchísima precaución".

Crear oportunidades para fijar población, atraer a la que se fue y buscar fórmulas para la población flotante son algunas de las propuestas que lanza este profesor experto en geografía humana pero, advierte, "tiene que ser muy calculado, diseñar estrategias muy pensadas", de ahí que deberían implicarse diferentes departamentos de gestión política, contando con las áreas de medio rural, empleo o demografía de la comunidad autónoma.

Lamenta que "toda una generación" se pierda en este proceso. "Los jóvenes están muy preparados pero se están marchando a lo que salga". De ahí que destaca la importancia de "apostar por la economía del conocimiento como un indicador capaz de contrarrestar la sangría demográfica en el segmento de los jóvenes. Este efecto frenaría el adverso problema de una fuga de cerebros hacia fuera de Galicia". Por otro lado, indica, la política demográfica a implementar "debe contar con el principio de coordinación y dirección por objetivos de necesario cumplimiento entre las administraciones central, autonómica y local". La capilaridad territorial en Galicia, concluye, "la ostentan las parroquias y es necesario analizar con detenimiento la demografía del interior".

Compartir el artículo

stats