La junta directiva de los comerciantes que gestiona la plaza de abastos de As Burgas, acordó en su última asamblea celebrada la pasada semana, dar un plazo de dos meses al Concello para que desbloquee el proyecto de mejora de ese mercado tradicional. Si no hay respuesta antes del 30 de octubre, la directiva de la plaza presentara su dimisión al completo.

La decisión, que de llevarse a a cabo obligará al Concello a llevar temporalmente la gestión de esa plaza de abastos, que había sido asumida por concesión administrativa en los últimos años por los comerciantes, acaba de ser adoptada por estos últimos, ante la "decepción que nos causa el no haber tenido respuesta sobre el proyecto de la plaza desde el mes de abril y tras años de negociaciones", explica Emilio González vicepresidente de la directiva de los comerciantes

Recuerda que en abril pasado el alcalde los llamó "apresuradamente, y nos dijo que se estaba preparando un estudio y que había interés por parte de la Consellería de Industria de contribuir con 7 millones de euros, en el proyecto de mejora del mercado y la creación de un centro comercial en la zona de "rianxo".

La última noticia que tuvieron fue antes de las elecciones, cuando el alcalde "nos adelantó que el conselleiro iba a apoyar este proyecto e incluso estaría dispuesto a aportar una importante cantidad económica", indica el vicepresidente de los comerciantes, pero "no supimos nada más al respecto"

El concejal de Comercio Aurelio Gómez Villar asegura que el único parón que se ha producido en este tema "se ha debido a las elecciones, hubo un cambio de gobierno y como es lógico debíamos esperar para ponernos en contacto con el nuevo ejecutivo, cosa que haremos en breve".

Una empresa interesada

Una de las cuestiones que pueden perderse, si el Concello no agiliza las gestiones, es la participación de una empresa de La Coruña, que mantuvo contactos con los comerciantes y estaría interesada en asumir la construcción del centro comercial previsto en la zona de "rianxo", dentro del anteproyecto presentado por los comerciantes.

El anteproyecto en cuestión con un costo de alrededor de 1,2 millones de euros, incluye además de la mejora del edificio civil en el que se asienta el mercado, en la construcción de un edificio anejo en la zona de "rianxo" que albergará estacionamiento, realojando a las vendedoras que hoy tienen sus puestos en el exterior mediante un concepto estética y sanitariamente más acorde al signo de los tiempos y además dotaría locales para abrir comercios de todo tipo, siguiendo la estética de los centros comerciales al uso.

Un proyecto que consideran vital para lavar la cara de una plaza que mueve 18 millones de euros al año.

¿Está haciendo algo el gobierno local para mejorar la zona de abastos?

AURELIO GÓMEZ VILLARo EDIL DE COMERCIO: "Vamos a retomar las negociaciones con la Xunta en breve"

Para el concejal de Comercio es "absurdo decir que el gobierno local no tiene interés por mejorar la plaza". Añade que Þes un proyecto preferencial para nosotros, por el que siempre hemos apostado queremos retomar las conversaciones con el nuevo gobierno de la Xunta para hacer las obras".

EMILIO GONZÁLEZ o VICEPRESIDENTE COMERCIANTES: "No hay interés, tienen otras preferencias"

El portavoz y vicepresidente de la Asociación de Comerciantes de la Plaza de Abastos de As Burgas, no lo ve claro. "No tienen interés, parece que quieren primar otros proyectos, o t tienen otras preferencias". Dice que la "pelota está en el tejado del Concello y si no vemos resultados abandonamos la gestión de la plaza".