Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Alberto González-Garcés Santiso

Cedeira está de moda

Estos días cada vez que veo las noticias, o quedo con mis amigos, hablo de Cedeira. No me extraña, es una maravillosa villa y se lo merece. Por ejemplo, acaba de empezar la “costera” del bonito y, como cada año, la cofradía de Avilés concede el título de “campanu del mar” al primer bonito del norte que se subasta en su lonja. Esta tradición la instauró el Patrón Mayor de Avilés, y mítico pescador asturiano, Fidel Álvarez, desafortunadamente fallecido el pasado año. El “campanu del mar” de este año lo pescó, en la zona de las Azores, el barco “Siempre Peco”, propiedad de una armadora de Cedeira, Lucía Villa, y cuyo patrón, Julián González, y la mayor parte de la tripulación, también es de Cedeira. De hecho, partió desde Cedeira para emprender la costera del bonito.

Conseguir el “campanu del mar”, además del dinero que proporciona, por el ejemplar de este año, al parecer, se pagaron 369 euros el kilo, representa todo un honor para el barco, tripulación y armadora que lo captura. También para el comprador que lo adquiere. El “campanu del mar” no es un pez, es un mito. Cedeira lo ha conseguido este año.

¿Quién no ha visto estos días la serie “Rapa”? Si sirven como ejemplo las personas con las que yo hablo, poca gente en Galicia no la ha visto. La principal protagonista de la miniserie es, claramente, Cedeira. Cada esquina de la villa, cada recodo de la Serra da Capelada, su curro da rapa das bestas (que se acaba de celebrar los días 4 y 5 de este mes), los acantilados de Vixía de Herveira, que son los más altos de Europa, salen una y mil veces en espléndidas y cuidadas fotografías cuyo director responsable es José Luis Bernal. Se puede ver y volver a ver cada uno de los capítulos y cada vez se encuentra más y más favorecida esta hermosísima villa de Cedeira y su entorno. Si te alejas un poco en el tiempo y el espacio, quizá importe poco la trama de la serie, que es realmente magnífica, lo realmente imprescindible es Cedeira.

El reparto es, en mi opinión, impresionante. ¡Qué comentar de Javier Cámara! Nada nuevo se me ocurre decir sobre este actor fuera de serie. Soberbia la canaria Mónica López. Y realmente excelente todo el amplísimo elenco de actores gallegos con papeles protagonistas y secundarios en la serie. Entre ellos, extraordinaria la coruñesa Lucía Veiga, impresionante y profundamente creíble en su papel. Admirable la ourensana Eva Fernández. Increíblemente buenos Berta Ojea, también coruñesa, Ricardo Barreiro, de Lousame, Toni Salgado, de Verín, Iria Sobrado, de O Carballiño. Santi Prego, de Vigo, nos impresionó con su actuación, en realidad ya nos había impresionado con su papel de Franco en la película “Mientras dure la guerra”, de Amenábar. Y tantos otros maravillosos actores y actrices, tanto gallegos como no gallegos, que participan en la serie. Así como los extras, la mayoría de Cedeira y alguno de Ferrol. Es evidente que hay que hacer una mención especial a Jorge Coira y Elena Trapé por su trabajo como directores y al propio Jorge Coira, Pepe Coira y Fran Araujo como guionistas. Excelente serie. Me quedo con Cedeira.

Y con sus pescados y mariscos. Quizá los más antiguos aficionados al futbol, especialmente los forofos del Real Madrid, recuerden que durante muchos años este magnífico equipo enviaba a Cedeira a sus “promesas” para que comieran bien, se fortalecieran y engordasen algo. Se les enviaba a lo que se llamó con buen humor “el engorde de Cedeira”. Entre otros, pasaron por este envidiable trance, Vicente del Bosque, Grosso, Gallego, Toni Grande, Caparrós, Lasheras…

Me he mirado en el espejo. Creo que estoy un poco delgado, así que me voy para Cedeira.

Compartir el artículo

stats