Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

entre redes

Aún nos quedan vacaciones

Ya queda solo una semana. Está a punto de finalizar un verano irregular, que tropezó con frentes y borrascas que mantuvieron a raya al anticiclón de las Azores. El día de la Candelaria ya no auguraba un verano caliente, pero uno confiaba más en la ciencia que pronostica el cambio climático que en ritos religiosos o paganos, que también los hay, como los americanos con su dichosa marmota. Pero tuvimos que conformarnos con días tan caprichosos como vulnerables y dejamos para otras vacaciones eso de surcar las Rías Baixas en velero. Fue un verano en el que hubo bajas, algunas de ellas muy sensibles. Pero vimos a los vecinos de Ons crecer en su lucha y "camos a Feijóo y a Moreno Bonilla" disfrutando de Moaña. En Cangas siempre nos quedaron los "Toreros Muertos". Eso duele.

Compartir el artículo

stats