16 de diciembre de 2008
16.12.2008

El patio de Cachamuíña

Javier Mosquera

16.12.2008 | 01:00

Una menos, oye, pero a saber las que quedan dentro...
La cucará..¡chá!... La cucará...¡chá! Ya no puede caminar... Pero bucea que se las pela.
Y si no que se lo digan a los usuarios - y usuarias- de la piscina municipal de As Travesas, que ayer por la mañana muy de mañana se encontraron una blattodea, con sus cuernos y todo y grande como un submarino, en el fondo de la pileta.
Y es raro, porque esos insectos prefieren las condiciones cálidas y en las instalaciones de As Travesas hace un frío que pela.
El caso es que la localizaron y avisaron al personal, pero tuvo que ser un intrépido usuario quien se lanzara a las profundidades de la alberca para trincar al insecto, lo que consiguió tras varios intentos porque se le escurría entre las manos...
En fin, que una menos._A saber las quedan dentro...

En la plaza de España, chapuza habemus...
¿Recuerdan lo de los agujeros trincaruedas en el pavimento de la plaza de España, en la parte más próximas al monumento a los caballos?... Pues fatal, fatal...
Resulta que los del departamento de Tráfico y Seguridad -ya saben, el del teórico Calviño- pusieron pivotes para señalizar la desfeita hasta darle una de chapapote
Y parece que se la dieron, pero con tan poco fundamento que al paso de los coches el piche se está levantando de nuevo y ya se aprecia el pavimento de adoquín bajo el asfalto.
A ver si para la próxima le dan con más ganas...

Y de paso, que regulen bien los semáforos...
Y ya que estamos en PlazaEspaña, como se dice ahora, que los de la red semafórica controlen los ciclos, que hay ahí algún desajuste que crea más de un problema...

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine