06 de junio de 2008
06.06.2008

MIRA VIGO

06.06.2008 | 02:00

Fernando Franco

Si hubiérais visitado el martes ese espacio del siglo XIX que es la Casa Rural Rivera, en Belesar-Baiona, veríais a unas 20 personas absortas por las inmejorables vistas a la población y costa del Val Miñor. Pero no estaban ahí por el placer de la mirada sino porque el director y productor de cine Xan Leira presentaba el proyecto audiovisual y multimedia "Historia dunha emigración difusa". A su lado estaba Bernardino Crego, presidente de la Asociación Fraternidade Galiza-Portugal y el investigador Mariño Carrera, y se explicó ese atractivo proyecto que quiere reconstruir la historia de los gallegos en Lisboa. No podía faltar la comida, claro, porque la hostelería fue una ruta principal de asentamiento de este camino migratorio y se aplicó esa fisosofía "do petisco" portugués: probar de todo sin comer de nada. Eso sí, "pasteliños de bacalhau" y "feixoada á trasmontana".

Del santo mauro
Pero quien estaba realmente bendiciendo los placeres de la comida y bebida fue, en Salvaterra, un grupo de deleitosos vigueses que recibieron el miércoles asilo gastronómico en las tierras del vino Pazo San Mauro. Malhaya sea mi suerte que no pude ir y no por las inmensas vistas al Miño que perdí, que ya comí yo allí una vez con Domingo Villar junto a su vieja capilla, ni por el yantar -sabrosos lenguados y solomillos preparados por el restaurante gondomarense Pazo da Escola- sino por la compañía. Y es que, junto al propietario, Pelayo de la Mata, Marqués de Vargas y Conde de San Cristóbal como dos de sus otros vinos, que se trasladó a Vigo para esta placentera encomienda, estaban contertulios de mucho merecimiento, todos convocados por Pepísimo Cadavedo. Pues, por ejemplo, el ex alcalde Manolo Pérez, Jorge Trigás, Manuel Rouco, Emilio Lagarón, Fernando Escalera, María Jesús Montero, Chema Muñiz... Tomaron los blancos y tintos de la casa, claro, y creo que después hubo guitarreo y hasta el marqués se marcó unos compases por seguidillas. ¡Arsa, señor marqués!

Fino artista, fino
Y acabo con Fino Lorenzo, al que hace tiempo conozco como pintor, aunque circulan por ahí no pocos libros en los que ha hecho Fino de fino ilustrador. Y lo recuerdo porque el 12 inaugura en la Casa das Artes una exposición suya de los últimos 4 años y con todas la técnicas de que se sirve. Pero a lo que voy es que me dice el galerista (y anticuario) Andrés Amor que tenéis también una muestra pero de sus acuarelas en su sala de Velázquez Moreno, 7. Y me cuentan que a partir de la feria Puro Arte 2007 que tuvo lugar en el IFEVI, apadrinó su obra algún galerista italiano y andan sus cuadros por salas de Italia y Alemania con buena acogida. A tu salud, Fino.

Australia en fotos
Lo acabo de conocer y le envidio el viaje de seis meses que, tras comprarse allí un coche, se hizo con su chica por Australia, de norte a sur y de este a oeste. De todo ese viaje que hizo Alfonso Durán, fotógrafo catalán residente en Vigo, hay memoria visual en el Punto Xove (López de Neira, 27): 16 panorámicas y un mosaico de 50 imágenes de detalles. Vaya viaje.

De las aguas, bellos pendientes
Mirad cómo de las aguas pueden nacer bellos pendientes, aunque nada le puede quedar mal a esta guapísima viguesa, Jimena Zulueta, que bien puede simbolizar la riqueza que del mar nos distingue. Por algo salió en Vogue así ataviada.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine