Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Series
Entrevista Ana Polvorosa Actriz

Ana María Polvorosa: "Un momento determinante fue dejar 'Aída' un año y medio antes de que terminara"

La Lore de 'Aída' se convierte en 'chica Amenábar' en 'La Fortuna', la serie que estrena Movistar+ el 31 de septiembre - Su trayectoria mezcla valentía, poco ruido y amplitud de registros

Ana Polvorosa, una actriz camaleónica.

No tenía los 18 cuando cuando se enroló en la 'sitcom' 'Aída' –fue La Lore, la hija de Carmen Machi, durante seis años–. Pero Ana Polvorosa (Getafe, 1987) torpedeó el confort de esa plaza estable y, con agallas, poco ruido y zambombazos como 'Las chicas del cable', ha llegado a protagonista de 'La Fortuna', la serie de Alejandro Amenábar que estrena Movistar+ el 31 de septiembre. (Antes está muy cómica en 'Con quién viajas', opera prima de Martín Cuervo, el próximo viernes en los cines).

-¿Cómoda en sus zapatos?

-Siento que estoy creciendo. Y que en esta profesión nunca dejas de sorprenderte con lo que puedes llegar a hacer.

-Esto suyo ha sido una carrera de fondo.

-De chiquitita ya quería mostrar emociones y sentirme en la piel de personas que me llamaban la atención. Y ahí sigo. Siempre con mucha calma, la verdad.

-Calma y determinación.

-Un momento determinante fue dejar 'Aída' un año y medio antes de que terminara. Sentí que la Lore había pasado por lo que debía pasar. "Esta etapa ha terminado", me dije. No tenía ninguna oferta. Necesitaba cambiar de aires.

"Un momento determinante fue dejar 'Aída' un año y medio antes de que terminara"

decoration

-No le ha ido mal. Empezó 'choni' y ha acabado muy Tilda Swinton.

-[Ríe] Pues fíjese que me he ido descubriendo a base de los personajes que he ido interpretando. Me lo he currado mucho, pero he tenido suerte. Los proyectos me han hecho ver cosas.

-¿Entiende más?

-Nunca termino de entender nada. Creo que las cosas pasan por algo, que el fin de cada uno está relativamente marcado, pero que influyen las decisiones que tomas. Lo último que impido que me arrebaten es la libertad de decisión. Quiero elegir qué hacer, con quién estar, cómo quiero vivir. Me he ido guiando por cómo lo voy sintiendo a nivel energético. 

-¿De dónde le sale eso?

-En casa siempre me dieron mucha libertad. Y aun luchando contra el peso que ponemos sobre nuestras espaldas cuando descartamos algo, siempre me he venido arriba. Al final, tu vida está en tus manos.

-Entonces, ¿de qué tenía miedo su madre?

-Soy la menor de cuatro hermanos, criados en solitario por mi madre. Siempre había montado 'shows' en casa, pero a los 11 años hice mi primer 'casting' para una serie –'Raquel busca su sitio', con Leonor Watling– y le salió la vena protectora. Temía que perdiera los valores. Hoy la entiendo, pero en aquel momento me rebelé y busqué la complicidad de mis hermanos.

"Llevo siete meses sin comer carne. Es mi pequeña solidaridad con la lucha contra el cambio climático"

decoration

-Mientras, en el cole la llamaban "la oxidada".

-Obviamente por mi color de pelo. También me llamaban "panocha" y "zanahoria". Los niños pueden ser crueles.

-Pelo rojo aparte, ¿qué vio Amenábar en usted?

-Debería preguntárselo a él.

-Va, venga.

-Uno de los primeros comentarios que me hizo es que tenía luz.

-Tal y como va, es un piropo de los grandes.

-Supongo que esa "luz" es el reflejo de mi vitalidad y mi curiosidad. Soy intensa. Visualizo y pongo el foco en lo que necesito en cada momento. No me gusta el ruido de la popularidad. Me interesa la interpretación.

-Cuente más de usted.

-Le quito hierro a todo, tengo un círculo de amigos muy pequeño, me apasionan los animales [tiene dos perras y un gato], daría algo por la igualdad de oportunidades. Mi cabeza no para jamás. Tengo mucha actividad física y mental. Demasiada. Llevo siete meses sin comer carne; mi pequeña solidaridad con la lucha contra el cambio climático. Y me gusta más escuchar que hablar.

"Compartiría un BlaBlaCar con Meryl Streep, Glenn Close y Bete Davis"

decoration

-"Lo más sexi es una buena conversación", ha colgado en su Instagram.

-¡Desde luego! No tiene igual.

-Imagine que, como en la película 'Con quién viajas', puede compartir un BlaBlaCar. Elija tres acompañantes.

-¿Solo tres? Meryl Streep, Glenn Close y Bete Davis.

-Todas de una edad.

-¡Diosas! Me encantaría que me contaran sus experiencias en la pantalla y en la vida. Aprender con ellas.

-¿Cómo imagina su otoño?

Yo quiero llegar al final de mis días siendo actriz, haciendo personajes dispares, leyendo libros que iluminen ángulos de una historia. Eso, en unos tiempos inciertos, en una profesión tan inestable, con tantos compañeros en paro, es un sueño.

Compartir el artículo

stats