El cierre de 'Sálvame' fue un golpe profesional para varios colaboradores del programa. Mientras que Chelo García Cortés, Kiko Matamoros, Kiko Hernández, Belén Esteban, María Patiño, Lydia Lozano, Víctor Sandoval y Terelu Campos están disfrutando del éxito con su reality en Netflix, otros rostros conocidos han desaparecido por completo de la televisión.

Pero ahora, parece que lo que fue, ha vuelto a ser. Supervivientes está de enhorabuena. El pasado jueves el reality crecía en Telecinco y roza el récord de edición con Carmen Borrego y su gala más 'Deluxe'. El reality arrasó en audiencia con un 21.1% y 1.605.000 espectadores en su tramo principal. Se trata del segundo mejor dato de la edición, únicamente superado en seis décimas y 40.000 seguidores por el registro del estreno, tal y como indica el medio especializado en televisión VerTele.

Su gala recordó al exinto programa 'Deluxe', la versión especial de Sálvame que se emitía la noche de los viernes o los sábados. En una de las noches más complicadas en la vida de Carmen Borrego, la concursante de 'Supervivientes' también tuvo que enfrentarse a su paso por la isla al igual que el resto de concursantes expulsados del reality. "Los que están allí son más valientes que yo, no hay ninguna duda, pero yo soy una valiente" comenzaba reconociendo Carmen ante Jorge Javier Vázquez como muestra del gran reto que ha sido para ella este concurso.

La vida de Rafa Mora

Uno de los que ha permanecido fuera de la pequeña pantalla es Rafa Mora. Quien fuera durante muchos años colaborador de las tardes en Telecinco ha optado por alejarse por completo de la televisión y dar un giro radical a su vida.

Según informó 'El Español', tiene la intención de convertirse en policía local en Alcobendas. Rafa Mora superó la primera fase para optar a una de las 11 plazas ofrecidas por el ayuntamiento el pasado mes de diciembre. Para llegar hasta ese punto, el valenciano se preparó para el examen de policía local asistiendo a clases en una academia. Aún no se sabe si ha conseguido una plaza, pero mientras tanto, continúa recibiendo ingresos de las inversiones que realizó durante su etapa en televisión.

El colaborador invirtió en varios inmuebles, que ahora tiene en alquiler y le generan beneficios mensuales. "He estado dependiendo de los alquileres durante más de diez años, tengo dos casas que compré sin hipoteca en Benicàssim y Castellón. Fue una buena inversión", afirmó en una entrevista.

Rafa Mora trabajó como policía portuario y relaciones públicas antes de dar el salto a la televisión. Ya fuera del medio, el televisivo pretende sacarse la plaza de Policía Local en Alcobendas. Rafa Mora ha pasado la primera prueba y aspira a cubrir una de las 11 plazas que ha ofertado el ayuntamiento madrileño.

Posteriormente e inspirado en uno de sus ídolos y compañeros, Kiko Matamoros, Mora se había formado para aprovechar al máximo su paso por televisión y hasta se puso manos a la obra para estudiar Periodismo y cumplir su sueño (que terminó abandonando). Ahora, con el final de 'Sálvame', su trabajo en la comunicación y la tele está en el aire.

En sus redes sociales, Mora muestra sus rutinas en el gimnasio y cómo vive la vida tras la desaparición de Sálvame. En su cuenta de Instagram acumula más de 600.000 seguidores, una cifra más alta que la de muchas influencers que aseguran dedicarse solo a su día a día en redes sociales.