Participar por el Festival de Eurovisión nunca es sinónimo de alcanzar el éxito en el mundo de la música. Aunque muchos han triunfado tras pasar por el certamen europeo, otros tanto han decidido emprender otros caminos laborales como es el caso de Eden Alene. La representante de Israel en los años 2020 y 2021 ha dejado aparcada su carrera artística para trabajar como camarera en una cafetería de Tel Aviv,

“Eden quiere descansar de la música y la actuación. Ella dejó de actuar. Ella simplemente renunció, rechazó ofertas por mucho dinero", asegura una fuente muy cercana a la cantante en declaraciones para el medio Aurora-Israel, que también añade que lleva dos meses en su nuevo puesto laboral.

Aroma Music, la discográfica en la que estaba Eden Alene, declaró que tanto la compañía como ella tomaron la decisión consensuada de no extender su vinculación profesional: "Fue liberada del sello. Le deseamos buena suerte y éxito en el futuro".

Por el momento, Eden Alene ha sido la última cantante que ha logrado que Israel se clasificase en la gran final de Eurovisión. En el año 2021, la artista del país hebreo consiguió la 17ª posición con el tema 'Set me free' (Libérame) gracias a los 93 puntos que acumuló en la gala del sábado, recibiendo únicamente la máxima puntuación del televoto de Azerbaiyán.