Después de las desgarradoras declaraciones con las que Sofía Cristo se abrió en canal en Secret Story y confesó haber sufrido abusos sexuales cuando tenía 5 años a manos de una persona cercana a la familia, Sálvame no perdió ocasión en convertir el drama de la hija de Bárbara Rey en uno de los temas del día.

Paz Padilla, junto a sus colaboradores habituales desgranaron, conjeturaron y analizaron hasta la saciedad el abuso sexual que padeció la joven.

Un testimonio que confesó entre lágrimas en el reality el que participa, en ese momento presentado por un Carlos Sobera conmocionado que no dudó en alabar su valentía y la trascendencia social de sus palabras: "Lo que estás haciendo es dar ejemplo. Lejos de arrepentirse siéntete muy orgullosa de lo que estás haciendo porque en este país se necesita gente como tú, con dos cojones bien puestos".

Paz Padilla: improcedente

Paz Padilla, sin embargo, abordó la cuestión con dudoso gusto. Contaba con el apoyo de una voz autorizada, el doctor Jesús Sánchez Martos, que animaba a todo el mundo a denunciar siempre los abusos sexuales y más si son a menores.

"Es curioso como ella pide perdón a su padre. Fíjate como nos sentimos culpables muchas veces de las cosas que nos hemos tenido que comerlas incluso siendo niña”, valoró Padilla la manera que tuvo Sofía de desvelar tal atroz episodio de su infancia.

"Ha tenido que pasar por encima de sus miedos y sus fantasmas. Lo más difícil para superarlo es enfrentarse a eso, lo ha escondido para ella misma. Somos el resultado de nuestras tragedias y que nada es tan terrible, tenía cinco años y no se tiene que sentir culpable", añadía.

Los colaboradores de Sálvame, abochornados

Mientras María Patiño remarcaba que pese a que no se hable de ello los abusos sexuales a niños de gente cercana a su familia son muy habituales. "No se cuentan habitualmente en TV y que una persona conocida lo cuente me parece muy importante", opinaba la presentadora de Socialité. Era ahí cuando Paz Padilla pronunciaba unas polémicas palabras que le hacían a todo Twitter echarse encima. "El tema se trata con mucha frivolidad, hay mucha gente que no cuenta episodios que ha vivido por estas cosas", aseguraba Padilla dejando entrever que la culpa la tiene la prensa por cómo trata estos casos.

Tras ello, Paz le preguntaba al doctor Sánchez Martos si estos casos se deben denunciar. "Si no se denuncia el violador seguirá violando. Si el violador es un psicópata, que no solo ha violado una vez, es un pederasta y le ha salido bien, continúa, por lo tanto hay que denunciarlo siempre. La ley afortunadamente ha cambiado y ahora el código penal también tiene que cambiar porque la víctima puede denunciar hasta que tenga 35 años, el delito no prescribe como antes, que tenía de margen hasta cumplir los 18 años. Yo siempre he defendido que nunca tiene que prescribir”, opinaba el médico.

Te puede interesar:

Era entonces cuando Paz Padilla iba más allá y soltaba su comentario más polémico. “Pero y si esa persona es un abuelo, un tío, un hermano… ¿Cómo desestructura a esa familia? Te pueden culpar porque seguramente una parte de la familia le dirá ¿Cómo le haces eso a tu abuelo, a tu padre…? Mi madre siempre contaba ‘fíjate, la madre lo consentía, lo sabía”, soltaba la presentadora.

Unas palabras a las que el doctor le daba la vuelta. “Pero ¿y cómo es que mi abuelo hizo eso, mi padre lo permitió…? Lo que queda claro según todos los estudios de los psicólogos es que la persona que ha sufrido abuso sexual, sea el que sea, le marca para toda la vida”