Los espectadores tuvieron que esperar hasta las doce de la noche para ver el segundo debate de 'Gran Hermano 14', pero la espera valió la pena. El debate, presentado por Frank Blanco, recibió este miércoles la visita de Lorena, la segunda expulsada de la casa de Guadalix.

La concursante comenzó a explicar como se sentía tras la expulsión y cómo veía ahora la relación con sus compañeros. Lorena reconoció que, si se hubiera enterado de la verdad sobre Juan Carlos, se hubiera enfadado mucho: "Le hubiera llamado traidor, pero luego se me hubiera pasado porque no habría podido estar enfadada con él más de 24 horas". Arturo Requejo no estuvo de acuerdo con este alegato: "Eso no es verdad, mira cómo te enfadabas dentro de la casa. Al pobre Juan Carlos le tenías acojonado".

Pero la cosa no quedó ahí, cuando Lorena comenzó a criticar a Igor por hablar de los demás a sus espaldas, Arturo perdió los papeles: "Tú has hecho exactamente lo mismo. Vas de gordita feliz y ese cuento no se lo ha creído nadie porque, en realidad, eres mala. Si no, en quince días no te hubieras peleado con tantas personas".

Frank Blanco tuvo que mediar para que la cosa no pasará a mayores. El propio Arturo ha querido disculparse en su cuenta de twitter: "Siento haber perdido un poco los papeles pero me fastidia que venga el lobo con piel de cordero y encima se quiera ir de rositas".