Telefónica de España trabaja en la retirada, en las próximas semanas, de todas las cabinas telefónicas que siguen operativas en Cangas y en Moaña. Se trata de 15 estaciones en total. Desde la aprobación de la nueva Ley General de Telecomunicaciones, estas cabinas perdieron su condición de servicio universal obligatorio. En los últimos años apenas tenían uso, suponiendo sus reparaciones continuas un gasto para la compañía.

El Concello de Cangas no solicitará el indulto de ninguna, tras haberse planteado el rescate de las más antiguas como la ubicada en el entorno de la excolegiata.