Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Cosmética de Cangas con miel y romero

Cinco alumnas del colegio Eduardo Pondal logran el primer premio de Galiciencia

Las alumnas ganadoras Noa Caride, Carla García, Greta Pérez, Marta Palmás y Marta Quintela, en la feria. | // FDV Fdv

La edición de este año de Galiciencia estaba dedicada a la economía circular, algo en lo que un grupo de alumnas del colegio CPR Eduardo Pondal de Cangas demostraron dominar y con su proyecto de “Pondal nature” se llevaron el primer premio de esta feria de la ciencia para alumnos de Primaria, Secunaria, FP y bachiller de Galicia. Al frente del proyecto están las alumnas Noa Caride Piñeiro y Carla García Rosales, que fueron las que asistieron a la feria, y sus compañeras, todas ellas de 3º de la ESO, Greta Pérez, Marta Palmás y Marta Quintela.

Esta “empresa” de elaboración de cosmética se creó a lo largo del curso en el módulo de enriquecimiento, llamado “Laboratorio de científicos”, que tuvo lugar los viernes por la tarde en el centro.

Línea de cosmética elaborada con romero. Fdv

En este proyecto, tal y como señala la profesora del colegio y tutora del proyecto, Ana Piñeiro, llevaron a cabo productos de cosmética empleando ingredientes naturales del entorno y respetuosos con el medio ambiente.

La tutora del proyecto, Ana Piñeiro, con los dos alumnos del Cultivo hidropónico automatizado" y las dos alumnas de "Pondal Nature"

La tutora del proyecto, Ana Piñeiro, con los dos alumnos del Cultivo hidropónico automatizado" y las dos alumnas de "Pondal Nature" Fdv

Idearon dos líneas de cosmética a base de romero, de cultivo propio; y de miel, aportada por un apicultor local. Las alumnas investigaron las propiedades de cada uno de estos ingredientes sobre la piel y el cabello y, de esta manera fabricaron dos líneas. La de romero, que incluye crema hidratante, bombas de baño y champú; y la de miel, que contiene crema hidratante, bálsamo labial, exfoliante y champú.

Línea de cosmética elaborada con miel. Fdv

Para envasar los productos reutilizaron frascos y botes plásticos de sus casas que personalizaron con un logo y un diseño propio, con lo cual cumplieron el objetivo de que no acabaran en el cubo de la basura. Para el stand en la feria Galiciencia, diseñaron carteles en donde el público podía ver las recetas de cada producto, sacar fotos para poder hacerlos en casa y promover así el uso de productos naturales y frenar el consumo excesivo y poco sostenible que hay en la actualidad.

Lechugas cultivadas. | // FDV Fdv

Este año, el colegio Eduardo Pondal también llevó el proyecto “Cultivo hidropónico automatizado”, de cultivo sin tierra, realizado por Darío Rodríguez y Juan Gallego. Se trata de un cultivo hidropónico pequeño para cultivar en el interior de las casas. Tiene la particularidad, tal y como señala la docente Ana Piñeiro, que la calidad del agua y la dosis de nutrientes están controlados mediante un sistema robótico que lo hace totalmente autónomo. Aunque no llevó premio en la feria, fue muy alabado por el público asistente.

Proyecto de cultivo hidropónico. Fdv

No es la primera vez que el colegio asiste a Galiciencia. ya lo hizo en cuatro ediciones y tres de ellas con premios. En 2018 se estrenaron en la feria con un segundo premio con el proyecto “Cohete de combustible sólido” con el que viajaron a Tziencia azoca en Bilbao y también se llevaron un reconocimiento. Fueron en 2019 y en 2021 de forma online recibiendo el premio a la Mejor presentación y exposición oral con el proyecto “Novos residuos, novas solucións”, en el que realizaron carpetas con mascarillas quirúrgicas.

Con el primer premio logrado en esta última Galiciencia, tienes inscripción directa y una aportación de 1.000 euros para acudir a la feria científica de España Exporecerca, en Barcelona.

Compartir el artículo

stats