Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El bosque animado de Moaña sale a la luz

El trabajo del IES As Barxas para grabar la fauna salvaje local permite confirmar el nacimiento de dos corzos

Así se captaron las diferentes especies.

Los profesores de Biología del Instituto As Barxas, junto al naturalista David Carro, prosiguen este curso con el trabajo de grabación de la fauna salvaje en montes Moaña, que han denominado “O bosque animado” y en el que participan alumnos de 1º, 2º y 4º de la ESO. Acaban de subir al blog del Club de Ciencias del centro escolar el vídeo con las grabaciones resultantes de todo el verano, a través de las 7-8 cámaras, instaladas en parajes con autorización de las comunidades de montes de Moaña y Meira. Estas grabaciones han permitido confirmar el nacimiento de unos mellizos de corzo

Las cámaras instaladas por profesores y alumnos del Instituto As Barxas, en los montes de Moaña y Meira, con la autorización de sus respectivos comuneros, y dentro del trabajo científico denominado “O bosque animado”, están permitiendo descubrir magníficas imágenes de los animales que habitan los bosques en su estado salvaje. Verlos tan de cerca es lo que permite estas cámaras con sus objetivos, que ya han grabado raposos, jabalíes, jinetas, comadrejas, tejones, nutrias, tejones, berduñas (parecida a la Marta), ardillas, conejos o corzos, además de aves como el pájaro carpintero, ratonero, cárabos o mirlos, entre otros muchos pequeños. La belleza llega al punto de que, gracias a este trabajo, que comenzó el curso pasado, se pudo confirmar que una corza estaba preñada y cómo este pasado verano ya había dado luz a mellizos, uno de ellos, un corzo, por los cuernos que empiezan a asomar y que se ve en el video. Pese a las vacaciones escolares del verano, las cámaras siguieron grabando estos meses estivales.

Un jabalí saltando un tronco. | // CAPTURA VÍDEO

La iniciativa de este trabajo es de los profesores de Biología Raúl Rodríguez y Francisco Torrado, que cuentan con la colaboración del naturalista David Carro, y que ya pusieron en marcha el curso pasado. Recientemente han subido al blog del Club de Ciencia del instituto, un vídeo con estas últimas grabaciones de las cámaras que quedaron en verano en los montes, y que los alumnos prepararon en el instituto con la vuelta al curso. El viernes pasado, los estudiantes que participan en el trabajo, que este año son los de 1º, 2º y 4º de la ESO, -algunos ya del año pasado y otros nuevos- acudieron al monte a retirar las grabaciones, con las que estudian esta fauna.

Otra de las especies grabadas en el video. | // CAPTURA VÍDEO

Además de las salidas de campo, aprenden técnicas de estudio, qué hacer con los datos, elaboran gráficos o analizan las horas a las que se mueven las especies grabadas, entre otros datos, asegura Francisco Torrado. El viernes es el día programado para realizar la salida de campo, por grupos; y los lunes, los alumnos se quedan a comer en el centro escolar para realizar el trabajo de laboratorio y catalogar el material.

Es curioso que muchos de los alumnos demuestran desconocer la gran variedad de fauna salvaje que hay en su municipio, más allá del jabalí o del zorro, de ahí que este trabajo suponga una auténtica fuente de formación para ellos en todos los ámbitos, también en el medioambiental de respeto al monte.

En lo que va de trabajo, Torrado asegura que nunca tuvieron ningún problema de rotura de cámaras por parte de los animales, lo más es que se acercan y las dejan bastante cochinas, porque las lamen, aunque están protegidas por una carcasa.

El docente explica que estos animales no ven de noche la luz de la cámara, pero sí les llama mucho la atención el olor se que desprenden, porque hay que tener en cuenta que han sido manipuladas por personas.

“O bosque animado” resultó seleccionado para el certamen de Galiciencia del curso pasado.

Especie grabada.

Especie grabada. Cristina González

Compartir el artículo

stats