Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

“Portas incumple sus compromisos con O Forte”, protestan los vecinos

El colectivo se queja de que los aparcamientos siguen sin regular, no se reubicaron los contenedores y los vándalos tienen tomada la Casa da Cultura

Los contenedores dificultan el acceso de vehículos en el cruce de Ozámiz con la Avenida de Ourense. | // G.N.

“Lo único que han hecho hasta ahora es delimitar las plazas de aparcamiento; sobre los demás compromisos de solucionar los problemas del barrio no han dado un paso”, protesta en presidente de la Asociación de Veciños do Forte, Benigno Pazó, quien asegura que los vehículos pesados siguen atravesando el núcleo sin restricciones, no se han instalado jardineras para el calmado del tráfico, los contenedores de residuos siguen obstruyendo el cruce de Félix de Ozámiz con la Avenida de Ourense y los vándalos siguen campando a sus anchas junto a la Casa da Cultura, bebiendo y orinando en público y dejando el entorno plagado de residuos, que afectan a la salubridad y dañan la imagen del barrio.

El representante vecinal muestra restos de botellón en la Casa da Cultura. | // G.N,

El representante vecinal recuerda que mantuvieron hace meses varios encuentros con la alcaldesa, Victoria Portas, y otros representantes del Concello que se comprometieron a adoptar una serie de medidas que siguen en el aire, como habilitar aparcamientos para residentes en As Pontes, control de plazas a través de un código QR, ampliar la presencia policial entre la Casa da Cultura y la playa de Rodeira, instalar jardineras en zigzag para obligar a los coches a reducir la velocidad, permitir el paso solo a los residentes y accesos a garajes o el “inmediato” traslado de los contenedores que obstruyen el tránsito peatonal y rodado frente a Casa Eladio.

Otros asuntos sin resolver son la retirada de postes y cables del alumbrado que cuelgan de las fachadas o han quedado en medio de la calle al retranquear las construcciones, y que ofrecen una imagen “tercermundista”, o la campaña para sensibilizar sobre la retirada de cacas de perros, promovida por el vecindario y que la alcaldesa aparcó.

Compartir el artículo

stats