Susto en el transporte de ría al rozar un barco contra una batea

Un fallo mecánico hizo variar el rumbo de la línea hacia Moaña

El barco, averiado, en el muelle de pasajeros moañés.

El barco, averiado, en el muelle de pasajeros moañés.

Los pasajeros del transporte de ría entre Vigo y Moaña que se dirigían ayer a esta villa se llevaron un gran susto sobre las 15.50 horas. Y es que un fallo mecánico en el barco de la naviera Nabia hizo variar el rumbo de la nave, que se dirigió hacia las bateas llegando a rozar con una. Aunque se causaron daños materiales en el barco, no se registraron daños físicos entre los usuarios.

La tripulación comprobó entonces que no había problemas de seguridad ni vías de agua abiertas y completó la travesía para dejar a los viajeros en el muelle de pasajeros moañés. La nave, el "Pirata de San Simón", será sometida a una reparación. Desde la naviera explican que la semana pasada ya fue arreglado su motor pero volvió a fallar. La tripulación consiguió solvetar la situación sin lamentar daños humanos de ningún tipo.