DTO ANUAL 27,99€/año

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Cangas y Moaña sufren un leve repunte de contagios tras cuatro días a la baja

Los hosteleros de Cangas pudieron volver al trabajo ayer gracias a la tregua de la lluvia. |   // G.N.

Los hosteleros de Cangas pudieron volver al trabajo ayer gracias a la tregua de la lluvia. | // G.N.

La lluvia dio ayer una tregua a O Morrazo y la hostelería de Cangas por fin pudo respirar y desplegar las terrazas al 50%, pudiendo abrir sus puertas por lo menos durante el domingo víspera del festivo del Día das Letras Galegas. De todas formas, los hosteleros siguen esperando a que la reunión del comité clínico de expertos que asesoran a la Xunta de Galicia vuelva a relajar las restricciones de la villa esta semana. El miércoles se reunirán para acordar las medidas. Sin embargo las ilusiones se complicaron ayer para los cangueses pues el Sergas registró en su mapa oficial un incremento de contagiados por primera vez tras cuatro días a la baja. Contabiliza 66 positivos activos en Cangas, lo que supone dos más que el día anterior. Aunque son muchos menos que el pico del pasado martes, la incidencia acumulada en Cangas asciende a 249 positivos por cada 100.000 habitantes, rozando de nuevo la barrera de los 250 que marcan el riesgo extremo.

La noticia positiva para Cangas es que los contagiados en los últimos 7 días siguen cayendo. Ya solo se contabilizaron 19 casos en la última semana, lo que descarta la aparición de nuevos brotes de COVID-19 preocupantes.

En Moaña este puente festivo está dejando también un ligero incremento de los contagios. Al igual que ocurría en Cangas, la villa moañesa llevaba varios días con una mejora de la situación sanitaria pese a verse afectada, al igual que Cangas y Bueu, por el brote de contagiados en la conservera Lago Paganini.

Ayer el mapa del Sergas contabilizaba en Moaña 33 positivos, que suponen 30 más que el día anterior y la incidencia acumulada se sitúa ya en 170 por cada 100.000 habitantes. Eso sí, los contagiados en la última semana caen a 20, con lo que Moaña puede ver el futuro con optimismo.

Si Cangas pasó este viernes a nivel alto de alerta sanitaria, Moaña y Bueu subieron a nivel medio, también con limitaciones de aforo en la hostelería, aunque pudiendo atender al 30% de mesas en el interior de los establecimientos.

Bueu seguía ayer viendo cómo mejoraba la evolución de la pandemia en la villa, con 16 positivos según la EOXI –dos menos que el sábado– y 14 según el mapa del Sergas, 1 menos en un día. Se mantiene con apenas tres contagiados en la última semana y su incidencia acumulada se sitúa en 117.

Compartir el artículo

stats