DTO ANUAL 27,99€/año

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Cangas inicia el puente con restaurantes cerrados y los hosteleros “indignados” con las restricciones

Interior del bar Alondras, ayer por la mañana, con todas las mesas precintadas.   | G.N.

Interior del bar Alondras, ayer por la mañana, con todas las mesas precintadas. | G.N.

La paciencia, que ya era escasa entre los hosteleros de la comarca tras lo ocurrido durante la tercera ola de los meses de febrero y marzo, está prácticamente agotada con las nuevas restricciones que entraron ayer en vigor y que afectan con especial dureza a Cangas. Muchos restaurantes decidieron no abrir ayer sus puertas, pese a que comienza un puente festivo. Y es que las autoridades sanitarias se volvieron a cebar con ellos pasando a la villa a nivel alto de alerta y permitiéndoles solo atender al 50% de las terrazas. Los que abrieron precintaron todas sus mesas en el interior del establecimiento e insistían en su indignación “por pagar siempre nosotros los platos rotos de cualquier repunte de los contagios, con independencia del lugar en el que se registren”. El restaurante Sol Poniente, en pleno Casco Vello cangués, es uno de los que tuvo que cerrar sus puertas al no disponer apenas de terraza, mientras lamentaba en sus redes sociales “la injusticia de que nos culpen siempre a nosotros”.

Clientes en una terraza de Cangas limitada el 50%. | G. NÚÑEZ

Los hosteleros se aferran a la bajada de contagios que se registra desde el martes en Cangas y en el resto de la comarca. “Esperamos que esto no se prolongue más allá de dos semanas y que sea la última restricción, porque ya nos meteríamos en junio y los destrozos para nuestra economía serían enormes. Sería la muerte del sector”, lamentan desde la cafetería del Hotel Hollywood. A ellos la Xunta solo les permite atender en el interior “a los clientes que se hospedan en el hotel y apenas para servirles el desayuno”, lamentan.

La decisión de subir a Cangas al nivel alto y a Bueu y Moaña al nivel medio, con nuevas reducciones de aforos de la hostelería, se adoptó el pasado martes. Ayer no hubo reunión del comité clínico que asesora a la Xunta de Galicia y la cita de la próxima semana está prevista para el miércoles. Los hosteleros se aferran a una gran bajada de los casos activos para que se relajen las medidas que les afectan. Ayer toda la comarca contaba con 123 positivos activos y Cangas va por buen camino, con 71 contagiados según la EOXI y una bajada constante desde el martes, con 12 casos menos. El mapa del Sergas marca 65 positivos en Cangas, 29 de ellos en la última semana, y una incidencia acumulada de 245 contagiados por cada 100.000 habitantes.

El restaurante Sol Poniente, entre los que ayer no abrieron. | G.N.

La alcaldesa, Victoria Portas, solicitó ayer un “esfuerzo más” a los vecinos para seguir actuando “con sentidiño” ante la falta de armas legales de los Concellos tras el final del estado de alarma. Preocupada por los datos, Portas reconoce que en general los jóvenes cangueses “tuvieron un buen comportamiento” en las últimas semanas. Pero reclama a los vecinos que eviten, en la medida de lo posible, las reuniones con familiares y amigos no convivientes, para contener la propagación del virus y evitar que los contagios sigan creciendo. En este sentido, la regidora pide a los vecinos que “piensen además de en la salud de los que nos rodean, en aquellas familias que se ven obligadas a cerrar sus negocios nuevamente”.

Entiende, Portas, que la “recuperación de la economía de Cangas” pasa por “poner todo de nuestra parte” para que los hosteleros puedan salir de esta “durísima situación” antes del comienzo del verano.

En Moaña los contagios también se van reduciendo poco a poco y ayer la EOXI tenía registrados 33 positivos, 1 menos que el día anterior. En al mapa del Sergas se contabilizaban 29 casos, 20 de ellos en la ultima semana, y una incidencia de 149.

Quejas desde Bueu

En lo que respecta a Bueu, cuenta con 19 positivos, uno más que ayer, con solo 3 contagios en la última semana y una incidencia de 133. El vicealcalde de Bueu y portavoz de ACB, Julio Villanueva, marcaba ayer diferencias con el BNG y mostró su disconformidad con el cambio en el nivel de restricciones en el municipio. “Es una discriminación, sobre todo si se compara con otros municipios que con el mismo nivel de incidencia a los que se les bajan las restricciones, como el caso de Vigo”, argumenta. El vicealcalde defiende que la hostelería de Bueu “está haciendo las cosas bien y lo que está pasando no es lógico, parece que es el único sector que tiene que pagar las consecuencias de la pandemia” y lamenta las consecuencias económicas del paso a nivel medio, con solo un aforo del 30% en el interior en un fin de semana de puente como el actual. Julio Villanueva se muestra crítico con los baremos empleados por el comité clínico de la Xunta de Galicia, con los que denuncia que “existen concellos de primera y segunda categoría”.

En cuanto a la evolución de la pandemia en los colegios, vuelven a ser 14 los centros afectados, aunque el número total de positivos baja a 20. En Cangas hay ocho centros con algún caso confirmado y un total de 13 positivos: 3 en A Rúa, 3 en Castrillón, 2 en Eduardo Pondal, 1 en Casa de la Virgen, 1 en Compañía de María, 1 en Sagrada Familia, 1 en IES Rodeira y 1 en IES Monte Carrasco. En Moaña hay ya cinco colegios con un caso de COVID-19 cada uno: CEIP Seara, Reibón, Domaio, la escuela infantil de O Con y el instituto A Paralaia. En cuanto a Bueu, hay dos contagios en el colegio Virxe Milagrosa.

El brote en Lago Paganini afecta a 30 familiares de trabajadoras 

El Sergas confirmó ayer que el brote en la conservera de Cangas Lago Paganini afecta en estos momentos a 17 trabajadoras y además el virus alcanzó a 30 familiares o personas cercanas a las mismas. Entre los positivos activos hay también vecinos de Bueu y de Moaña. La plantilla no afectada sigue trabajando y cada lunes se realiza un cribado para evitar nuevos contagios.

Este es el principal foco que generó la escalada de positivos en la comarca a lo largo de la última semana, aunque no se descarta un segundo brote en otra empresa radicada en Cangas, pero este extremo no está confirmado oficialmente. A juzgar por la evolución desde el martes, parece haberse contenido el contagio.

Compartir el artículo

stats