Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El uso del transporte de ría cae un 90% los fines de semana por el cierre perimetral

Entre semana la caída de viajeros es del 63% desde que empezó diciembre | Mar de Ons no descarta reducir las frecuencias de los sábados si persiste la actual situación

Uno de los barcos que partieron ayer de Cangas, con muy poca presencia de viajeros. | // GONZALO NÚÑEZ

El transporte de ría está sufriendo de lleno los efectos de la pandemia, sobre todo desde que se decretó el cierre perimetral en Vigo y después en Cangas. En el caso cangués la alerta roja y el cierre del perimetro municipal se decretó el pasado 4 de noviembre. Esto desplomó los viajes en barco entre las dos costas de la ría, sobre todo los festivos y fines de semana, pues para desplazamientos laborales o con razones sanitarias sí que se permite la comunicación entre ambas orillas. Así, la naviera Mar de Ons ha constatado una reducción de viajeros de casi el 90% los sábados, domingos y festivos ya desde el 30 de octubre. En algunos días se llegó incluso a una caída del 94% en el número de pasajeros.

Esta bajada en el uso del principal medio de transporte colectivo entre Vigo y O Morrazo no se limita solo a los fines de semana, pues en los viajes de lunes a viernes el número de viajeros es un 46% inferior al que se registraba antes de los cierres perimetrales. Desde Mar de Ons reconocen que la situación ya era delicada en noviembre y que en estos primeros días de diciembre, durante las jornadas laborales, la caída es todavía más fuerte, llegando al 63%.

Esta situación contrasta fuertemente con lo vivido en diciembre del año pasado, cuando el uso del barco se incrementó de forma muy sustancial debido a los vecinos que acudían a Vigo a realizar sus compras navideñas y también a aquellos que acudían a ver la famosa iluminación navideña de Vigo. Muchos turistas visitaron O Morrazo para acudir a ver las luces de Vigo, sumándose a los viajes habituales para acudir a los centros de salud o a los trabajos. De hecho, en el puente de diciembre de 2019 se habían registrado largas colas de usuarios que buscaban tomar un barco en el puerto de pasajeros de Vigo. Esto obligó a la naviera incluso a reforzar sus rutas para garantizar que todos aquellos que querían ver las luces de la ciudad olívica pudiesen hacerlo sin grandes problemas.

Este año, esos desplazamientos de ocio se redujeron a cero, ya que los vecinos de O Morrazo solo pueden desplazarse a Vigo por causas justificadas. Tampoco se percibe la presencia de turistas en la comarca atraídos por la iluminación navideña viguesa.

Desde las navieras Mar de Ons y Rías Gallegas alegan que, a pesar de la complicada situación. Apuestan por dar continuidad al servicio regular de la línea de transporte marítimo entre Cangas y Vigo durante el periodo de aplicación de las medidas restrictivas.

Así, se mantienen las mismas rutas de lunes a sábado y solo se han reducido las frecuencias durante los domingos y festivos. De todas formas, las empresas operadoras adelantan que no descartan verse en la necesidad de realizar ajustes de las frecuencias los sábados, su la situación actual persiste en el tiempo.

En este caso de jornadas dominicales y festivos, las salidas desde el puerto de Cangas son a las 8.00, 11.00, 14.00, 17.00 y 21.00 horas. Los regresos desde el pantalán vigués están fijados para las 8.30, 11.30, 14.30, 17.30 y 21.30 horas.

Compartir el artículo

stats