Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Bueu licitará la ayuda en el hogar por 576.000 euros, 90.000 más de lo previsto, y a un coste de 16,29 la hora

El nuevo contrato del SAF prevé la prestación de 35.352 horas al año | El cálculo previo estimaba el precio de la hora en 13,30 euros

Una persona mayor caminando ayer por la calle Eduardo Vincenti de Bueu. | // G.NÚÑEZ

El Concello de Bueu dispone ya de la documentación para poder licitar el Servizo de Axuda no Fogar (SAF), un contrato que finalmente se irá a un coste anual por encima de los 576.000 euros, casi 100.000 más de lo que se preveía. Desde el departamento de Servizos Sociais han estado ultimando los informes necesarios para iniciar el procedimiento, un trabajo que incluye una revisión del precio de la hora y que finalmente se estima en 16,29 euros, casi tres euros más de lo previsto. “Es un expediente que está actualizadísimo y en el que se tuvieron en cuenta los precios de adjudicación de otros ayuntamientos del entorno”, explican el alcalde, Félix Juncal, y el vicealcalde y responsable de Facenda, Julio Villanueva.

La primera estimación apuntaba que el coste del SAF se situaría en torno a los 610.000 euros anuales, una previsión que hace un año se logró rebajar hasta los 486.000 euros, con un importe de 13,30 euros la hora. No obstante, la permanente actualización del expediente y la revisión de precios ha vuelto a incrementar el coste hasta los 576.000 euros.

A la hora de elaborar los pliegos las técnicas de Servizos Sociais tuvieron en cuenta aspectos como las necesidades reales del servicio y los costes directos e indirectos de la prestación, que se obtuvieron a través del convenio colectivo del sector y de los “valores predominantes” en el mercado. Todo ello lleva a estimar un precio de partida de 16,29 euros la hora de trabajo, IVA incluido. Un importe que las contratistas pueden mejorar a la baja en sus ofertas para optar al contrato.

La duración inicial del mismo es de dos años, prorrogable por un máximo de otros dos en periodo de un año. El coste anual del se calcula en 576.124 euros, con un total de 35.352 horas de trabajo. La inmensa mayoría se corresponden al servicio de ayuda de dependencia, con un total de 32.352 horas y 56 beneficiarios en la actualidad, y las 3.000 horas restante son de la modalidad de libre concurrencia, con trece usuarios.

La diferencia entre una y otra modalidad estriba en que las personas del primer modelo tienen un grado de dependencia reconocido por la Xunta de Galicia, mientras que en el segundo caso son vecinos que no tienen reconocida esa dependencia pero necesitan ayuda puntual para poder acometer algunas labores domésticas y de cuidado personal.

Los responsables municipales subrayan que en los últimos años ha aumentado de manera considerable el número de usuarios, que roza los 70, como las horas del servicio. La consecuencia es que el coste del SAF se ha disparado hasta prácticamente doblarse. “Pasamos de una cuantía entre 250.000 y 300.000 euros al año los 576.000 de este nuevo contrato”, ejemplifican Félix Juncal y Julio Villanueva.

¿Cómo se financia un servicio tan importante dentro del estado de bienestar y con un coste tan elevado? Fundamentalmente a través de cuatro vías: el Plan Concertado de Servizos Sociais de la Xunta de Galicia, recursos propios del Concello, ayudas de la Diputación y con una aportación de los usuarios a través de un cuadro de precios públicos. La Xunta paga 9,70 euros por cada hora de trabajo, mientras que los consistorios deben aportar el resto del coste, que en este caso serían 6,59 euros para llegar al precio unitario real de 16,29 euros que se fija en el expediente de contratación.

Desde el Concello de Bueu se han quejado reiteradamente, la última vez en el pleno de este mismo mes, que el SAF en realidad es un servicio de competencia autonómica y que en la práctica se le está endosando a los ayuntamientos. “A mi parecer se está incumpliendo la Ley de Bases del Régimen Local y la Ley 27/2013 de Racionalización y Sostenibilidad de la Administración Local”, denuncia Félix Juncal.

La aprobación del pliego de condiciones técnicas y de cláusulas administrativas para licitar el contrato es materia de pleno debido a su coste y la previsión es que pueda llevarse en diciembre. La fórmula de tramitación que se ha escogido es la anticipada, que significa que se pone en marcha el procedimiento de contratación y la adjudicación se materializará con la aprobación de los presupuestos de 2021. El interventor se reincorporó hace unos días después de una baja y la consigna “es aprobarlos lo antes posible”, según Julio Villanueva.

No obstante, también existe la posibilidad de hacer una modificacion presupuestaria si finalmente son prorrogados –que es lo más seguro a estas alturas– para habilitar crédito suficiente mientras no se aprueban las nuevas cuentas.

Villanueva: “No vamos a dejar de prestar el servicio, estamos orgullosos de destinarle el 10% del presupuesto”

La actualización del coste del SAF genera sentimientos contradictorios para el responsable de Facenda y portavoz de ACB, Julio Villanueva. Por un lado, reconoce que esa partida de 576.000 euros anuales tendrá “impacto” difícil de encajar en los presupuestos municipales puesto que esa cantidad supone prácticamente el 10% de los mismos. Pero por el otro también se reconoce orgulloso, aunque ese encaje obligue a reducir la cuantía de otras partidas. “Teníamos la opción de recortar el número de horas anuales, como hicieron otros concellos, pero es una alternativa que no se contempló. En el contrato se recogen las horas que en Servizos Sociais, que son quienes saben de la materia, consideran que se tienen ofrecer. Y estamos orgullosos de destinar un 10% del presupuesto a un servicio tan importante para los vecinos”, argumenta. Este incremento del coste está directamente relacionado con el aumento de usuarios del SAF. De hecho, los técnicos municipales señalan que Bueu cuenta con una de las ratios de beneficiarios por número de habitantes más alta de la provincia de Pontevedra. El vicealcalde, al igual que Félix Juncal, también carga contra la Xunta de Galicia por transferir de facto a los concellos un servicio que es de competencia autonómica. “No suben ni un euro su aportación de 9,70 euros y es el Concello el que debe aportar la diferencia restante para completar el coste”, insiste Julio Villanueva.

Compartir el artículo

stats