Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Jeanne Picard Mahaut | Delegada de la Asociación Stop Accidentes en Galicia

"En el tráfico también hay una pandemia; mueren 1.350.000 personas al año"

Recibe hoy el premio del Concello en el Día Europeo sin Coches

Jeanne Picard. // Fdv

Con motivo del Día Europeo sin Coches, el Concello de Cangas acoge hoy unos actos que empiezan a las 11:00 con la recepción en la casa consistorial de los alumnos de Nazaret que llegarán caminando. A las 11:20 se entrega el premio de este año a Jeanne Picard, cofundadora y delegada en Galicia de la Asociación de afectados por accidentes de tráfico Stop Accidentes, por su apoyo a los afectados en siniestros y su implicación en seguridad viaria. A las 12:00 se inaugura el aula de movilidad y parque móvil con 10 karts a pedales y 2 bicicletas. Stop Accidentes conmemora este año su veinte aniversario. "Queremos pensar que nuestra lucha ha servido para salvar alguna vida en la carretera", asegura Picard, francesa de nacimiento y afincada en Galicia, que hace 20 años perdió a su hijo, de 33, en un accidente de tráfico en la mal llamada vía rápida del Barbanza.

-¿Qué destaca de estos 20 años?

-Hemos trabajado a nivel nacional, y en Galicia nuestra lucha ha sido con la vías rápidas, quitarles el nombre, que fueran más seguras y desdoblarlas. También trabajamos para cambiar la ley, endurecer el Código Penal, crear la figura del fiscal de seguridad vial y colaboramos en los cursos del carné por puntos, en la reeducación de quienes pierden sus puntos y en la educación, la asignatura olvidada.

-Aquí sí se logró el desdoblamiento de la vía rápida ¿cómo fue el apoyo de la administración?

-En un principio nos decían que el nombre de rápida no influía, pero nos mantuvimos firmes. Cuando uno entra en una vía que le llaman rápida, invita a correr. Se ha tardado años, pero la Ley de Carreteras reconoce que es un nombre equivocado. Las vías rápidas en las rías gallegas eran de doble sentido de circulación, con apariencia de autopista, pero no lo eran, además de mal diseñadas con curvas peligrosas. Todavía quedan algunas por desdoblar y es importante que se hagan, sin olvidar las carreteras secundarias que necesitan mucha mejora.

-¿Qué es más peligroso al volante, el alcohol o el móvil?

-Por desgracia ambos y muchas veces van juntos. La velocidad es el primer factor. Ahora en las ciudades hay velocidad limitada a 20 o a 30 KM/h y está demostrado que reducirla es reducir la siniestralidad. Pero si uno consume alcohol, drogas y contesta un wasap es el delincuente de la carretera.

-¿Cómo se frena?

-Mucha educación. Todavía es una asignatura pendiente. Es obligatoria en primaria, pero no en los institutos, y los jóvenes que se van a sacar el carné no reciben buena educación en este sentido. Lo más importante no es sacar el permiso cuanto antes y cuanto más barato posible, si no ir a la autoescuela, aprender y comprender el por qué de la señalización. La educación vial es la educación en los valores de la responsabilidad,del respeto, de convivencia, solidaridad...los mismos que pedimos ahora con ponte la mascarilla. En el tráfico también tenemos una pandemia. A nivel mundial son 1.350.000 personas que mueren cada año. No tenemos tanto miedo a subir a nuestro coche y apoyar el acelerador. El virus de la pandemia del tráfico lo conocemos y tenemos la vacuna que es respetar las normas. No vas a tener una multa si tu respetas la velocidad.

-¿Se dan los carnés de conducir muy ligeramente?

-Hay control por parte de la Dirección General de Tráfico (DGT) y de las autoescuelas. Pero la DGT está pidiendo que sean obligatorias ocho horas de presencia de los futuros conductores en las autoescuelas. Ahora mismo, el teórico lo sacan por internet. Un profesor te puede hacer ver las consecuencias de una mala conducta. El permiso de conducir es el permiso de buena conducta. Los jóvenes, por desgracia, quieren sacarse el carné cuanto antes y no van a la autoescuela como deberían de ir.

-¿Cómo ven la seguridad de los carriles bicis que se están haciendo en las ciudades?

-Están en A Coruña, todas las ciudades lo intentan, Pontevedra es un ejemplo internacional. Es necesario recuperar el espacio público para el peatón y para los ciclistas que se quieren desplazar más fácilmente y con más seguridad en la ciudad. La ciudad es para los peatones. Entonces, carriles bicis seguros, transporte público adaptado para todas las personas. La circulación de los coches en una ciudad como Vigo o en un pequeño pueblo como Cangas no debería existir. El desplazamiento andando es mucho más cómodo para todos". Después del confinamiento todo el mundo salió a correr por las calles y ahora volvemos a subir al coche ¿por qué no vas andando a tu trabajo? Si te lleva media hora, más sano para ti y menos contaminación.

-¿Qué opina del premio que le otorga hoy Cangas?

-Un honor. Es para todos los socios de Stop Accidentes. En Cangas tenemos un monumento en recuerdo a las víctimas por iniciativa de un socio nuestro que perdió a su hija. Es un premio para todos los que tienen la conciencia de que la responsabilidad en el tráfico es de todos.

Compartir el artículo

stats