Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Moaña llevará a pleno la adquisición de un vehículo eléctrico para recogida de residuos

La compra se llevará a cabo gracias a una modificación de crédito para aprovechar el remanente positivo del año 2019 - La inversión asciende a más de 42.700 euros

Marta Freire y Leticia Santos durante una reunión telemática en su despacho.

Marta Freire y Leticia Santos durante una reunión telemática en su despacho. // Gonzalo Núñez

La corporación de Moaña debatirá en el pleno del próximo jueves una modificación de crédito destinada a la licitación de un vehículo eléctrico que se dedicaría al transporte y recogida de residuos. La partida presupuestaria prevista es de 42.707 euros y procede del remanente positivo de tesorería con el que el concello saldó el ejercicio 2019. Al carecer de crédito presupuestario en 2020 es necesario este trámite para poder acometer la inversión, que permitiría ampliar la flota municipal.

El nuevo vehículo se destinaría fundamentalmente a dos tipos de actuación. La primera sería la recogida de los residuos retirados de las playas después de su limpieza, pero también tendría funciones de transporte del estructurante salido de los restos vegetales y destinado a las labores de compostaje.

El gobierno local ha querido así aprovechar un decreto del Gobierno del pasado mes de junio por el cual se permite a las entidades locales destinar en el presente año hasta un 7 por ciento de su saldo positivo de 2019 a la inversión en vehículos eléctricos puros o de etiqueta ambiental cero que cumplan con las necesidades mínimas del servicio., destinados a la prestación de servicios públicos de recogida, eliminación y tratamiento de residuos, así como a seguridad y orden público, protección civil, prevención y extinción de incendios y transporte de viajeros.

El primero del concello

El futuro nuevo vehículo del parque municipal sería el primero completamente eléctrico, si bien a finales del año pasado ya se había dotado a la Policía Local con un vehículo híbrido, alimentado tanto con gasolina como con electricidad, a través de un contrato de renting. Fuentes municipales apuntan que es uno de los coches a los que se le está haciendo más kilómetros y muestran su satisfacción por la elección de este modelo. La iniciativa se enmarca dentro del plan del gobierno local de ir renovando de forma progresiva su flota por vehículos de mayor eficiencia y menor impacto ambiental, a fin de reducir tanto los consumos de combustible como las emisiones de CO2 a la atmósfera.

Además, desde el gobierno moañés se apunta que esta actuación es solo una más dentro de su política medioambiental, que extiende sus redes hacia diferentes ámbitos, como son la apuesta por el compostaje tanto a nivel individual como desde el ámbito comunitario, o la reducción de las emisiones y el consumo mediante la sustitución de las bombillas tradicionales por otras de tipo

Compartir el artículo

stats