Será una edición atípica, pero será. El Festival Internacional de Curtametraxes de Bueu (FICBueu) volverá a llenar de cine el Centro Social do Mar en el mes de septiembre para celebrar su decimotercera edición. La denominada como nueva normalidad obliga a menos aforo, a reducir secciones y a renunciar a casi toda la programación paralela. Para compensar, se doblarán los pases diarios para intentar mantener la media de 500 espectadores diarios de las ediciones previas.

La Asociación FICBueu y el Concello adelantaron ayer las condiciones en las que el certamen podrá celebrarse entre el 11 y el 19 de septiembre. El impacto de la crisis del coronavirus obligará a concentrar las actividades en el auditorio del Centro Social do Mar en lugar de las diversas localizaciones de otros años y a reforzar la logística para garantizar la higiene y seguridad sanitaria. El director del FICBueu, Manuel Pena, reconocía ayer que se llegó a barajar la alternativa de una edición online, algo que finalmente se descartó. "Consideramos que era muy importante mantener el contacto con el público y potenciar el regreso a las salas", argumenta. La nueva normalidad obliga a reducir a la mitad el aforo de las sesiones, que será de alrededor de 120 personas. Para contrarrestar esa pérdida de capacidad durante las proyecciones de la Sección Internacional -la más extensa- se doblarán los pases diarios, que pasarán de dos a cuatro. Entre cada uno de ellos habrá al menos media hora de diferencia para ventilar y desinfectar el auditorio.

El festival arrancará el 11 de septiembre y está previsto que se proyecten alrededor de 80 cortos. Durante ese primer fin de semana será el turno de las secciones Infantil y Familiar (en horario matinal) y por la tarde las producciones de las categorías España, Galicia y Experimental, que forman parte de las secciones competitivas. Entre el lunes 14 y el viernes 18 será el turno de la Internacional, con más de una veintena de cortos a concurso y cuatro pases diarios.

En lo que respecta a la categoría de escuelas habrá algunas novedades. La gala de las Escolas Galegas será el sábado 19, en horario matinal, en el Centro Social do Mar con la proyección de los trabajos finalistas. A mayores este año hay una sección escuelas internacionales, con un pase en la Facultade de Ciencias Sociais de Pontevedra y otro en Bueu dirigido al alumnado del bachillerato de Artes del IES María Soliño.

El FICBueu se caracterizaba por una potente programación cultural paralela, con programas de radio y conciertos. Unas actividades a las que este año debe renunciar. Aún así organizará sendas mesas redondas con la Asociación Galega de Profesionais da Dirección e Realización "Crea" y con la Asociación de Guionistas de Galicia (AGAG). También se entregará el Premio Cinema Galego 2020 a la actriz Melania Cruz.

La clausura será el sábado 19. Por la mañana se celebrará la Gala Escolas Galegas, con la proyección de los trabajos ganadores en los distintos niveles educativos. Después aún habrá otra actividad con música en directo y cine de Buster Keaton y el estreno de una sección, llamada Comedia. Por la tarde será la gala de clausura, que no podrá ser tan multitudinaria como en las ocasiones anteriores.

En la presentación de ayer participó también el edil de Cultura de Bueu, Xosé Leal, que agradeció al FIC su "valentía" a la hora de continuar con el certamen y de apostar por el formato presencial. El concejal insistió en que tanto el Concello como el FICBueu reforzarán todos los medios logísticos para que sea un "evento seguro", pero hizo un llamamiento a la "corresponsabilidad" por parte de los espectadores.