El grupo municipal del BNG de Cangas lleva al pleno que se celebra esta noche una moción en la que se insta a la Diputación a actuar de forma urgente para mejorar la seguridad vial y la dotación de una senda peatonal en la carretera provincial EP-1002, entre A Madalena (Darbo) y Erbello (Aldán). Una propuesta que estaba previsto debatir en el pleno de marzo que quedó anulado por el estado de alarma.

La urbanización de este vial "es una demanda histórica, por presentar desde hace años graves deficiencias en seguridad", argumentan los representantes de la formación nacionalista. "Muchas vecinas y vecinos utilizan esta vía tanto en vehículo como a pie en un trayecto con deficiente visibilidad para el tráfico rodado, especialmente en la llamada "curva da Rocha" y en los tramos más urbanizados en Aldán, desde el cruce con la PO-315 pasando por Erbello, y desde el cruce de Cruz de Castro hasta A Madalena, de gran peligrosidad por carecer de algún tipo de senda peatonal o acera", añaden los proponentes, que inciden en que en los últimos años hubo contactos entre el Concello y la Diputación, aunque no fructificaron en una solución.