Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El proyecto de una gasolinera de bajo coste cerca de Portomaior causa quejas vecinales

Está a exposición para la declaración de incidencia ambiental -Se ubica en una parcela de 905 metros -En la memoria consta que la actividad principal es tienda de automoción

La parcela en donde se proyecta la tienda de recambios y gasolinera en Agrelo. // S.Á.

La compañía de bajo coste Plenoil, con sede en Madrid, ha puesto el ojo en Bueu para construir una gasolinera de autoservicio y establecimiento comercial en dos parcelas vacías,que suman 905,45 metros cuadrados,en el lugar de Carreira, dentro del núcleo urbano de Agrelo, frente a la playa de Portomaior, Los promotores ya han apalabrado el alquiler del terreno a sus dos propietarios.

El proyecto, que permanece a exposición pública en la Consellería de Medio Ambiente hasta el 5 de septiembre, para la obtención de la declaración de incidencia ambiental, ya ha despertado las primeras quejas vecinales. Los afectados entienden que los terrenos, declarados en el Plan Xeral (PXOM) de Bueu para uso de vivienda unifamiliar extensiva, están muy cerca de la playa con bandera azul de Portomaior, en una zona que es de cultivo, muy cerca de un riachuelo y de dos parques naturales en Bueu, como son los de Cabo Udra y el Parque Nacional de las Illas Atlánticas. Los promotores, sin embargo, indican en el proyecto que la incidencia será "nula". Señalan que el espacio de interés natural más cecano es el de Udra y que la parcela está a 5 kilómetros de la ZEC Cabo Udra. Respecto a los regatos, el proyecto indica que la parcela está entre el Río da Pena , a 75 metros,y el Barranco do Inferno, por lo que se soliciará autorización de obras en zona de policía

Los afectados consideran que la instalación puede suponer un alto riesgo de accidente y vertido durante las descargas, ya que la cisterna tendría que entrar en la gasolinera por un camino estrecho por donde solo accede un vehículo y la parcela tiene mucha inclinación, por lo que sería imposible detener la fuga, con la consecuencia del daño ecológico. Los vecinos también critican que el proyecto se presente principalmente como establecimiento comercial para una tienda de recambios, lo que consideran una tapadera para su verdadero fin, que es el de gasolinera. De hecho, en la memoria consta que su principal actividad es la venta al por menor de productos para el automóvil,incluyendo suministro de combustible: gasóleo y gasolina sin plomo de 95 octanos. Las instalaciones, a las que no se acceden por la PO-551 sino por un vial municipal lateral, serán de tipo prefabricado, con dos líneas de surtidores, con un surtidor en cada una y cuatro mangueras, para repostar a ambos lados. Los equipos, con un sistema de pago para efectivo y tarjeta bancaria, irán bajo marquesina metálica. Los surtidores se abastecerán de un tanque enterrado de 70 metros cúbicos, de doble pared compartimentado (40 para gasóleo y 30 para gasolina). El proyecto incluye en el tanque una arqueta de boca de hombre, otra antiderrame, un dispositivo antirrebose y un sistema de control de existencias y detección de fugas.En cuanto al establecimiento comercial tendrá 47,90 metros cudrados y una altura máxima de 3,50 metros.

El de Bueu no es el único proyecto de esta compañía en el sur de Galicia, que ya ha tanteado la posibilidad de abrir estaciones en Baiona y en Mos.

Compartir el artículo

stats