Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Comuneros de Meira presentan el proyecto para la nave de su plan para criar cabras

Estiman en 100.000 euros el coste y tener 100 cabezas de ganado en 2016 -Dirigen a Medio Rural una carta ante el riesgo de que la madera quemada desate plagas

Una parte de la zona quemada en marzo, en el entorno del mirador de Pedra Morcegueira. // G. Núñez

Una parte de la zona quemada en marzo, en el entorno del mirador de Pedra Morcegueira. // G. Núñez

Los Comuneros de Meira avanzan con paso firme en su proyecto de criar cabras en el monte comunal para diversificar los ingresos obtenidos por su explotación. Presentaron ya en el Concello el permiso para la nave que servirá de refugio al ganado y que tendrá una superficie de 34x24 metros. Tendrá una estructura de paneles metálicos, recubiertos de madera y totalmente desmontable. Se ubicará en la zona de la Casa dos Parentes.

La Xunta de Montes calcula en unos 100.000 euros el gasto que acometerá con la obra y toda la documentación legal. Desde la directiva alimentan que el Grupo de Desenvolvemento Rural-GDR, les esté dando largas a la hora de financiar el 30% del coste final, pese a que hace un año les animaba a dar este paso. La compra de ganado se hará a través del colectivo Ovica y esperan contar con 100 cabezas en el monte en la primavera de 2016. Se criarán en extensivo, sueltas por el monte y cuidadas por la cuadrilla de los comuneros, excepto de noche y los días de temporal. El precio de los animales rondará los 15.000 euros y esperan poder criar hasta 400 cabras en un plazo de cinco años.

Asimismo, continúa la preocupación entre los comuneros por el impedimento que pone la Consellería de Medio Rural para retirar la madera quemada en el incendio del mes de marzo que arrasó 42 hectáreas. El monte está conveniado con este departamento de la Xunta, que impide retirar esa madera hasta la celebración de una subasta pública, que no se prevé hasta finales de año "e podería quedar deserta. Agora hai compradores, pero a finais de ano estará podrida e igual non se presenta ninguén", alerta el secretario, Breogán del Río.

Tanto Del Río como el presidente, Javier Fernández, y el tesorero, Manuel Currás, explicaron ayer que habían enviado una carta por registro a Medio Rural asegurando que le exigirán responsabilidades en caso de plagas, "porque mostramos varias veces o noso interese en retirar a madeira canto antes". La propia consellería realizó una primera valoración en la que estima que el coste de esa madera asciende a 80.000 euros, aunque los comuneros esperan por una valoración más detallada.

Temen, sobre todo, un ataque de la plaga de Nematodo del pino, que ya atacó en otras zonas de la provincia como As Neves y que tapa los canales de resina de los árboles hasta que mueren. Se podría extender y dañar los montes de todo O Morrazo, de ahí su urgencia.

Prácticas

Los comuneros de Meira cuentan en estos momentos con tres becarios de las escuelas de capacitación agraria de Lourizán (Pontevedra) y A Granxa (Ponteareas). Tras estudiar el ciclo de Xestión Forestal e do Medio Natural, realizan sus prácticas en el monte de Meira, participando en trabajos de podas, clareo, limpias y trabajos selvícolas en general.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats