13 de septiembre de 2019
13.09.2019

La salida abrupta traería subidas de precios y desórdenes, según el Ejecutivo británico

13.09.2019 | 01:21

Un "Brexit" sin acuerdo podría provocar desórdenes públicos en el Reino Unido, desabastecimiento de medicinas, y un aumento en el precio de los alimentos y el combustible, según un análisis de riesgos que divulgó el miércoles por la noche el Gobierno británico.

El Ejecutivo se vio obligado a revelar ese documento, hasta ahora secreto, a raíz de una votación en el Parlamento que ganó la oposición el pasado lunes.

El informe anticipa qué ocurriría en el "peor escenario posible razonable" si el Reino Unido abandonara la UE el 31 de octubre por las bravas. En ese supuesto, el intercambio de mercancías a través del Canal de la Mancha se reduciría hasta un 40 por ciento del flujo actual desde el primer día, y las fricciones comerciales sustanciales en los puertos se podrían mantener "hasta seis meses".

Esa situación "tendrá un impacto en el suministro de medicinas y productos médicos", subraya el documento.

Sobre la alimentación, el Gobierno prevé que decrecería la disponibilidad de algunos productos frescos y algunos ingredientes básicos.

Estos factores no llevarían a una falta de alimentos para la población, pero "reducirán la disponibilidad y la variedad de productos". También se incrementarían los precios, reconoce el documento de Downing Street.

Además, un "Brexit" sin acuerdo podría llevar a "protestas y contraprotestas a lo largo de todo el Reino Unido" que absorberían "una importante cantidad de recursos policiales".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook