15 de agosto de 2019
15.08.2019

El "Open Arms" podrá atracar en Italia al levantar un tribunal la prohibición de Salvini

El desembarco de los 147 migrantes a bordo del buque humanitario español en Lampedusa depende de la decisión del ministro del Interior

15.08.2019 | 02:55
Rescate de migrantes cerca de Libia. // Open Arms

El Tribunal Administrativo Regional de Lazio (TAR) suspendió ayer la prohibición firmada por el ministro del Interior italiano, Matteo Salvini, que impedía al buque español Open Arms la entrada en aguas territoriales italianas, según explicó el fundador de la ONG Open Arms, Óscar Camps.

La medida cautelar del TAR del Lacio se produjo tras hacerse cargo del recurso presentado por Open Arms y la resolución explica que "la situación de gravedad y urgencia excepcionales" justifica que se permita desde este momento su entrada en aguas territoriales italianas "para que las personas rescatadas que lo necesiten reciban asistencia médica".

El decreto de Salvini se convirtió en ley la semana pasada y eleva a un millón de euros la multa a las organizaciones humanitarias que entren en aguas italianas sin previa autorización.

La organización humanitaria llevaba esperando casi dos semanas en aguas internacionales a que algún país europeo le ofreciera un puerto seguro, con los inmigrantes rescatados hacinados en su cubierta, ya que Italia y Malta mantenían su negativa a abrir sus puertos y acoger a estas personas.

Tras recibir el escrito, la ONG anunció que el buque de rescate se dirigirá a Lampedusa. Camps indicó también que van a solicitar la "evacuación médica" de todos los migrantes a bordo y que es posible que los primeros en ser evacuados sean los niños.

Salvini no tardó en responder y reiteró que en las próximas horas volverá a firmar una negativa para que el barco pueda desembarcar a los 147 migrantes en Lampedusa, que ahora dependen de su decisión. De hecho hace unos días instó al Open Arms a poner rumbo a España, pues cree que la acogida de los inmigrantes debe ser responsabilidad de Madrid.

El primer rescate del Open Arms, al que las autoridades españolas tienen prohibida la búsqueda activa de inmigrantes en el mar, se produjo el 1 de agosto, cuando se rescató a 55 inmigrantes, entre ellos dos bebés mellizos y una embarazada.

El segundo se dio en plena noche, al día siguiente, al socorrer a 69 personas, entre estas dos niños y dos mujeres embarazadas y "una de nueve meses con contracciones"; y el último en la madrugada del 10 de agosto, cuando salvó a 39 personas. Casi una decena del total de rescatados han sido evacuados en los últimos días, en distintas ocasiones, por motivos de salud.

Otro barco, el Ocean Viking, lleva rescatadas a 356 personas y también espera que algún país lo autorice a entrar en puerto.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook