04 de febrero de 2017
04.02.2017

La UE asume que en el futuro tendrá que actuar más veces en solitario

Los Veintiocho se muestran "preocupados" por algunas decisiones del magnate, pero sin "sentimientos antiamericanos"

04.02.2017 | 02:33
Merkel, ayer, al término de la cumbre informal de la UE. // Reuters

Los líderes de los países de la UE están unánimemente "preocupados" por algunas decisiones y actitudes del Gobierno de Donald Trump, pero no albergan "sentimientos antiamericanos", dijo ayer el primer ministro maltés, Joseph Muscat, al término de una cumbre informal en La Valeta. No obstante, la canciller alemana, Angela Merkel, tomando nota de los primeros diez días del magnate en el poder, profetizó que "en el futuro" el bloque europeo tendrá que asumir más tareas "en solitario".

Los Veintiocho se limitaron a aprobar medidas de cooperación con Libia y otros países de la zona para frenar la llegada de inmigrantes a través del Mediterráneo central.

Pero fue el nuevo presidente de EE UU el que copó las discusiones. Para Muscat, la UE debe seguir comprometida con su aliado de la otra orilla del Atlántico, pero sin "permanecer callados en lo referente a principios". Una línea de actuación que Merkel resumió en: "La UE debe actuar unida y tomar el destino en sus propias manos".

Los Veintiocho abordaron los notables cambios registrados en la política estadounidense con el desembarco de Trump y coincidieron en que, frente al populismo que el magnate propugna, ellos deben defender sus valores y convertirse en un referente para el resto del mundo.

Ese "futuro papel global" que debe asumir la UE quedará explicitado en una declaración que los socios firmarán en la cumbre de Roma del próximo 25 de marzo, coincidiendo con el 60 aniversario del proyecto europeo.

Por otro lado, la nueva embajadora norteamericana ante la ONU, Nikki Haley, se estrenó ante el Consejo de Seguridad responsabilizando a Rusia de la escalada de la violencia en el este de Ucrania: "Queremos mejorar nuestras relaciones con Rusia, sin embargo, la crítica situación en Ucrania oriental demanda una condena clara y contundente de las acciones rusas". Haley subrayó que su país apoya al pueblo ucraniano, "que ha sufrido durante casi tres años bajo ocupación rusa y una intervención militar". Además garantizó que las sanciones a Moscú por la ocupación de Crimea se mantendrán hasta que devuelva el control de la península a Kiev.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook