12 de julio de 2008
12.07.2008

Jacques Thomet, periodista, escritor y autor de "Ingrid Betancourt, ¿Historias del corazón o razón de Estado": "Bogotá se ha burlado de Francia al rescatar a Betancourt en una operación impecable"

12.07.2008 | 02:00
Jacques Thomet, en una terraza de Avilés. / MIKI LÓPEZ

"Las FARC están prácticamente derrotadas. Su cúpula está muerta, desaparecida o en Venezuela"

El escritor, de 61 años y que pasa unos días de descanso en la localidad asturiana de Castrillón, dice que jamás olvidará el 4 de julio, día de la liberación de la franco-colombiana. En su retiro asturiano actualiza cada día su blog (jackesthomet.unblog.fr) en el que analiza el caso Betancourt.
-¿Cómo conoció la noticia de la liberación?
-Estaba en un hotel de Madrid con los participantes de un foro organizado por la FAES. Mi hija (su compañero es periodista) me llamó desde Senegal, me dio la noticia y empezó la locura. Ese mismo día habíamos tenido una ponencia sobre Colombia en la que estaba prevista la participación del ministro de Defensa colombiano Juan Manuel Santos. La víspera anunció que anulaba el viaje por razones de Estado. Nos dimos cuenta de que algo iba a ocurrir, pero jamás imaginamos que sería la liberación de quince rehenes, entre ellos Betancourt.
-Su libro se convirtió en una auténtica bomba y vuelve a estar de máxima actualidad.
-El libro era políticamente incorrecto porque en él digo que fue el Gobierno francés quien convirtió a Ingrid Betancourt en una especie de joya de la corona para la guerrilla por las intervenciones permanentes del presidente Jacques Chirac, de su ministro Dominique de Villepin y, ahora, de Sarkozy. En 2002, cuando fue secuestrada, no tenía ninguna posibilidad de ser elegida para la presidencia (tenía 0,3 puntos de intención de voto). Pero la presión francesa hizo que Ingrid se convirtiera en una joya para las FARC. El libro tuvo una buena acogida aunque en ocasiones fui censurado en los medios, sobre todo en la televisión francesa.
-Astrid Betancourt, hermana de Ingrid, dijo que lo demandaría por las "calumnias" de su libro, ¿lo hizo?
-Lo dijo, pero no lo hizo y nunca lo hará. El libro recoge algunos escándalos, pero hay más; quizás algún día salgan a la luz.
-¿Fue Betancourt un blanco fácil para las FARC aquel 23 de febrero de 2002, fecha de su secuestro?
-Tengo un informe de los servicios secretos colombianos que demuestra que desobedeció las recomendaciones de las fuerzas de seguridad. Aquel día viajaba junto a su jefa de campaña, Clara Rojas, y el fotógrafo Alain Keler. Cuando llegaron al primer control un guerrillero les dijo que diesen la vuelta e Ingrid no quiso, está probado. Pensó que estaría secuestrada un par de meses y que eso le ayudaría en el ascenso a la presidencia. Keler, testigo clave, sigue diciendo que Betancourt se echó a la boca del lobo a conciencia. Tan sólo tres días antes del secuestro, el presidente Andrés Pastrana había cancelado el territorio que había otorgado a las FARC desde 1998; un territorio desmilitarizado, sin policía, sin ejército, sin justicia... El peligro era máximo, no había diálogo posible e Ingrid lo sabía.
-¿Qué opina del papel de Nicolás Sarkozy?
-Ha sido igual de malo que en su día el de Chirac yVillepin. Presionaron al Gobierno de Colombia como si fuese responsable del drama de Betancourt y de los otros secuestrados (no hay que olvidar que hay otros 3.000 rehenes de las guerrillas en Colombia). La opinión pública ha estado muy influenciada por estas posturas políticas y por una prensa que nunca investigó lo suficiente. En realidad, quien secuestró a Ingrid, la mantuvo seis años en cautiverio y rehusó a todas las propuestas del presidente Uribe fue la guerrilla.
-¿Y el precio por "la joya de la corona" era impagable?
-Las FARC ponían una serie de condiciones que ningún gobierno podría aceptar, como territorio o salir de la lista de organizaciones terroristas. Las propuestas de Francia fueron escandalosas: planteó a Uribe que no interviniese con sus fuerzas armadas para no arriesgar la vida de Betancourt, como si Francia fuera la dueña de Colombia, como si fuese una república bananera. El primer ministro François Fillon ofreció a los guerrilleros de las FARC, autores de crímenes contra la humanidad, el estatuto de refugiados políticos si liberaban a Betancourt. Es increíble, inaguantable e inimaginable.
-Y llegó la liberación...
-Al final, tras acusar a Uribe de no hacer nada, Bogotá se burló de Francia rescatando a Ingrid en una intervención militar con un comando de agentes secretos en la que no se derramó ni una gota de sangre. Francia echó una cortina de humo para ocultar que estaba preparando autorizar a los mediadores de Francia y Suiza, Noel Sáenz y Jean Pierre Gontard, a ir a encontrarse con el nuevo jefe de la guerrilla, Alfonso Cano. Veremos si Francia dedica tanto tiempo a la liberación de los miles de rehenes que quedan aún como el que dedicó al de sólo una. Ojalá que sí.
-¿De Villepin tendrá algo que decir?
-Almorzó con Ingrid el lunes. Fue su profesor en Ciencias Políticas y muy amigo suyo.
-¿Amigo hasta qué punto?
-Un amigo muy especial. Abordó el caso con afectividad y sentimentalismo. Hubo un conflicto de intereses.
-¿Estamos ante el fin de las FARC?
-Están prácticamente derrotadas. El 1 de enero mataron a Raúl Reyes. En su campamento encontraron tres ordenadores, discos duros externos y llaves USB que contienen 38.000 ficheros, principalmente correos electrónicos. Uno de esos correos demuestra que Francia también fue burlada en 2003 al pagar un rescate a supuestos guerrilleros que no eran los destinatarios reales. En marzo cayeron Iván Ríos y Manuel Marulanda. La única mujer jefe de la guerrilla se entregó en mayo. El nuevo número uno, Alfonso Cano, es perseguido desde abril por el ejército. Iván Márquez y Rodrigo Granda están escondidos enVenezuela. ¿Dónde está la cúpula? O muerta o desaparecida o en Venezuela.
-Uribe bate récords de popularidad, ¿repetirá candidatura?
-Creo que ningún presidente democrático, ni De Gaulle en Francia, alcanzó tales cotas de popularidad (la última casi alcanza el 93 por ciento). Debe ser una tentación para él ante una nueva reelección. Creo que Uribe tiene que pasar a formar parte de la historia tras dos mandatos consecutivos. Hay jóvenes políticos muy aptos para seguir manejando el país y desarrollando el plan de seguridad que él puso en marcha.
-¿Será Betancourt candidata a la Presidencia?
-Para eso tendría que estar en Colombia. ¿Por qué vive en Francia en vez de en Colombia, el país que la salvó, para ayudar en la liberación del resto de rehenes y de sus compañeros de cautiverio? Ha anunciado que no asistirá a la marcha por la liberación de los rehenes que tendrá lugar el día 20. En cambio, participará en la fiesta nacional francesa del 14 de julio, en París. Francia ni siquiera participó en su rescate. No la veo candidata. Ella misma ya ha dicho que no piensa presentarse.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook