La disputa entre EE UU y Cuba por la custodia de una niña cubana divide al exilio cubano en Miami, entre los que apoyan que sea entregada a su padre en la isla o que permanezca al cuidado de una familia de esta ciudad de Florida.

La niña de cuatro años, que llegó hace dos años a EE UU con su madre y un hermano, está actualmente al cuidado de una familia de Miami, mientras se resuelve el contencioso sobre su custodia.

Según informó el sábado el periódico "The Miami Herald", el Departamento de Familia y Niños de Florida retiró el año pasado la custodia a la madre de la niña con el argumento de que está mentalmente incapacitada para cuidar de su hija.

"Si la niña está bajo custodia de una entidad estatal de EE UU pero su padre (en Cuba) la reclama, yo creo que se debe respetar la voluntad del padre", dijo a Efe Tomás Rodríguez, presidente de Agenda Cuba, uno de los principales grupos del exilio en Miami. "Tiene todo el derecho y la patria potestad sobre la niña", aseveró Rodríguez, al tiempo que advirtió de que "no se puede politizar este asunto de índole familiar".

En opinión de Rodríguez, la resolución judicial en el caso del "balserito" Elián González nos "demuestra" que los tribunales de EE UU son siempre favorables a la "reclamación del padre". "Hay que evitar que vuelva a suceder algo similar a lo que pasó en el caso de Elián", agregó.

El niño Elián González fue rescatado del mar en noviembre de 1999 por dos pescadores estadounidenses y, debido a que su madre había muerto en el intento de llegar a EE UU, fue entregado en Miami en custodia temporal a unos parientes lejanos que luego se negaron a devolverlo a su padre en Cuba.

Elián retornó a Cuba con su padre el 28 de junio de 2000, tras un largo proceso legal en EE UU y numerosas manifestaciones en las que Cuba buscó también el apoyo de la opinión pública internacional.