El CSIC prueba la capacidad de los satélites para monitorizar la basura marina

REDACCIÓN

El equipo investigador liderado por el Instituto de Ciencias del Mar del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (ICM-CSIC) y la Universidad de Cádiz ha demostrado la capacidad de los satélites para monitorizar basura marina desde el espacio en un estudio en el que han propuesto incorporar sensores específicos en futuras misiones espaciales para mejorar la detección de plásticos.

La investigación, que ha sido publicada en la revista Nature Communications, ha estado financiada por la Agencia Espacial Europea (ESA). Durante el estudio, los expertos han analizado una serie histórica de seis años de observaciones del satélite europeo Copernicus Sentinel-2 en el Mediterráneo. En total, han escrutado 300.000 imágenes tomadas cada tres días con una resolución de diez metros.

A pesar de que los sensores del satélite no fueron diseñados específicamente para detectar basura, su capacidad para identificar plástico ha permitido elaborar un mapa de las zonas más contaminadas del Mediterráneo, según informa el CSIC.