Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Dos astilleros de Arousa pelean por las dos nuevas patrulleras de Gardacostas

Una de las embarcaciones de Gardacostas construida por Rodman. | RICARDO GROBAS

A la segunda parece que será la vencida. La licitación relanzada por la Consellería do Mar para la fabricación de dos nuevas patrulleras de medio porte para el Servizo de Gardacostas de Galicia tiene dos contendientes: Astilleros Polináutica y Astilleros del Ulla. Tras un primer concurso que quedó desierto y un cambio en los criterios por parte de la Xunta para atraer a las empresas, las dos atarazanas de la Ría de Arousa pelearán por el pedido de 2,2 millones de euros. No está, como en la anterior, Rodman Polyships. El astillero de Moaña descartó presentar una oferta pese a haber fabricado las cuatro anteriores embarcaciones de este tipo y pese a tener en marcha la construcción de una quinta también para Gardacostas, aunque de mayor porte.

Rodman descartó presentar oferta para la licitación, como en la primera

decoration

El primer expediente había arrancado el 28 de mayo y el 5 de junio saltó a la Plataforma de Contratación de la Xunta. Cumplido el plazo, ningún astillero concurrió y la mesa técnica cerró el proceso diez días después. Tras ello, la Consellería do Mar lanzó una segunda licitación y, “con el objetivo de promover la concurrencia” en la puja, el pliego incorporó dos cambios: por un lado, no es necesario contar en plantilla con un ingeniero naval con al menos cinco años de experiencia (puede ser externo) y, por otro, “un criterio referido a las políticas empresariales en materia de conciliación de la vida personal, familiar y laboral y corresponsabilidad”.

Según figura en la última acta de la mesa de contratación, Polináutica (Cambados) y Astilleros del Ulla (Catoira) son las dos únicas firmas que presentaron oferta. Ambas empresas cuentan con experiencia en la fabricación de patrulleras (incluso para Gardacostas) y han sido aceptadas, pasando ahora a la siguiente fase. No está Rodman pese a realizar las cuatro patrulleras previas por importes similares.

La idea es que el astillero que finalmente se adjudique el proyecto fabrique dos barcos de unos 17 metros de eslora. Sustituirán a otras unidades que se acercan al final de su vida útil: la Serra do Faro (con base en Portonovo) y la Susana de Luces (Portosín).

Vehículos

Por otro lado, la Consellería do Mar lanzó recientemente una nueva licitación también por 2,2 millones de euros para la adquisición de casi 80 coches y furgonetas “de bajo impacto ambiental”.

El pliego señala que la Consellería que dirige Rosa Quintana cuenta con un parque móvil de 136 vehículos –más de la mitad (73) de Gardacostas– y precisa una renovación. Para ello, apuestan por “vehículos eléctricos y los híbridos enchufables”, aunque debido a la “escasa oferta” abren la licitación a vehículos términos de bajas emisiones.

Entrega de vehículos a Gardacostas en una foto de archivo. Xunta

En concreto, Mar crea tres lotes divididos entre furgonetas (32, 12 de ellas eléctricas), todocaminos (ocho, tres de ellos híbridos enchufables) y de servicio (22 compactos, cinco híbridos enchufables, y 17 pequeños, cuatro eléctricos). Se formalizará un acuerdo marco para 36 meses.

Compartir el artículo

stats