Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Galicia tendrá un barco escuela hecho en madera

El “Valentín Paz Andrade”, en una foto de archivo durante una visita de escolares. | GONZALO NÚÑEZ

El “Valentín Paz Andrade”, en una foto de archivo durante una visita de escolares. | GONZALO NÚÑEZ

El Servizo de Gardacostas de Galicia está en pleno proceso de renovación de su flota y la próxima unidad será la más especial de todas. El anhelo de tener una embarcación fabricada en madera ha adquirido una nueva dimensión: la Xunta planea la construcción de un nuevo barco escuela realizado en este material, para así poder formar a los alumnos que salgan de las escuelas náuticas de la Administración gallega. La idea, que en breve estará en manos de un ingeniero para su final puesta en marcha, es la de jubilar a otro buque que lleva ya 31 años en activo, el Valentín Paz Andrade. Para avanzar en el proyecto, el vicepresidente económico y conselleiro de Economía, Empresa e Innovación, Francisco Conde, y la conselleira del Mar, Rosa Quintana, se citaron con la Asociación Galega de Carpintería de Ribeira (Agalcari), cuyos asociados (una veintena) se encargarían de la fabricación.

La idea es "jubilar" el barco "Valentín Paz Andrade", de 31 años y 23 metros

decoration

La Xunta inició en 2018 una ola de renovaciones en la flota de Gardacotas para reforzar su lucha contra la pesca ilegal, no declarada y no reglamentada (IUU, en inglés) y el furtivismo, una actividad que genera incontables pérdidas a los profesionales de la comunidad gallega. En aquel momento, Quintana hablaba de la renovación de unas ocho unidades y, por el momento, van siete.

La semana pasada Mar lanzó la licitación para la construcción de dos nuevas patrulleras de medio porte que serán gemelas a las cuatro ya licitadas y construidas por Rodman Polyships. Son barcos modelo Rodman 56, de 17 metros. El astillero moañés también construye en la actualidad otra patrullera para el Servizo, en este caso de gran altura, con 40 metros de eslora.

Ahora, si nada lo cambia, la próxima embarcación que se licite será la de madera, un proyecto que lleva gestándose en el seno de la Xunta desde hace más de dos años y que nace con el objetivo de dar trabajo a las carpinterías de ribeira y potenciar esta labor tradicional.

Conde y Quintana durante la reunión con Agalcari. MAR

Sin embargo, el proyecto va más allá. Según confirman fuentes de la Consellería do Mar, “la idea es que sea un buque escuela de Gardacostas” y “que sirva para formar a alumnos de las escuelas náuticas de la Xunta”. Para ello, reemplazará Valentín Paz Andrade, barco de 23 metros de eslora construido precisamente por Rodman en el año 1989 y que se utiliza por parte del Instituto Politécnico Marítimo Pesqueiro do Atlántico, de Vigo.

Está por ver si finalmente la embarcación de madera contará con propulsión a base de gas natural licuado (GNL), otra idea barajada en el pasado desde la Consellería do Mar.

Tanto Quintana como Conde defendieron la importancia de promover la carpintería de ribera y sus técnicas constructivas en la reunión con Agalcari, a la que trasladaron su “compromiso con la construcción naval en madera, así como con la formación de los jóvenes en este ámbito”.

Compartir el artículo

stats