El Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación (MAPA) ve "prioritario" mejorar la propuesta "preocupante" hecha por la Comisión Europea sobre las cuotas y el Total Admisibles de Capturas (TAC) de pescado para 2020. En un comunicado, el MAPA incidió en que tanto la merluza como el jurel ya se están explotando en rendimiento máximo sostenible y, especialmente, en el caso de la segunda, la recomendación científica permitiría continuar su explotación cumpliendo dicho objetivo de la Política Pesquera Común. Por ello, el Gobierno continuará trabajando para intentar conseguir el mayor nivel posible de cuota.

Para la cigala en la zona de Galicia, España buscará mejoras en la información científica para defender la reapertura de la pesquería, cerrada desde 2017, y para la que solo está disponible una pequeña cantidad destinada a campañas científicas. En los debates técnicos que se iniciarán próximamente, España demandará también el mantenimiento de los mecanismos de flexibilidad ya adoptados este año para la plena aplicación de la obligación de desembarque. En relación con ello, la propuesta para el bacalao del mar Céltico, con una cantidad muy reducida, "puede poner en riesgo" estos mecanismos.

El Ministerio reiteró el "firme" compromiso de España con el objetivo del rendimiento máximo sostenible de la PPC, ya alcanzado este mismo año para todas las poblaciones de especial interés para el país. Dentro de este objetivo, será necesario defender la sostenibilidad económica y social de las distintas pesquerías y la necesaria estabilidad para el sector de los niveles de TAC que se aprueben, zanjó el Ministerio.