27 de abril de 2017
27.04.2017

Otras tragedias en aguas de la ría

27.04.2017 | 02:38

En los últimos años se han producido otras tragedias en la ría de Pontevedra y que han destrozado a familias de la comarca, especialmente de Bueu y Marín.

El último revés que sufrieron los marineros de Bueu fue en 2012, cuando dos marineros de esta localidad, Francisco Pérez y Emilio Martínez, fueron a la isla de Ons a pescar robalizas. Francisco Pérez, con 54 años, ya había desguazado su barco y empezaba a gozar de su jubilación cuando encontró la muerte en Punta Robaleira.

Pero antes hubo otros, como el del "Moderada Cuatro", en el que falleció una persona o el de "Nueva Virgen del Carmen" que se saldó con dos marineros muertos, ambos de Ons. En 2011, también en los caladeros de la isla falleció Arturo Dios, que se encontraba pescando en las rocas de Pendente de Ancha, cuando fue arrastrado por un golpe de mar. Precisamente el padre de Emilio Martínez se encontraba con él en ese momento y no pudo nacer nada para salvarle la vida.

Finales de 2007 y principios de 2008 fueron fechas especialmente trágicas en Bueu. En diciembre de 2007 resbalaba en las rocas de Cabo Udra, otra vez este lugar, un vecino que presuntamente acudió a extraer percebe. Unos días después, el 3 de enero, otros dos hombres salieron a pescar en medio de una noche de mal tiempo y naufragaron. Los cuerpos fueron localizados horas después en una playa de Aguete, en Marín.

El Gran Sol es otro de los caladeros en el que trabajan muchos de los marineros de la comarca de O Morrazo. En la memoria colectiva destacan naufragios como el del "Arosa", en octubre de 2000. En aquel pesquero iban 13 tripulantes, y de los gallegos solo un joven de Marín logró sobrevivir. Esta tragedia está muy presente en Bueu, de donde eran varios de los fallecidos.

Esta tragedia ha devuelto a la memoria el accidente del "Mar de Marín" ocurrido el 1 de abril de 2014 sobre las dos de la mañana, cuando el arrastrero resultó hundido por el carguero "Baltic Breeze" en el carril de salida de la ría de Vigo. El pesquero contactó con Salvamento para avisar que el mercante invadía su carril, viró el rumbo y chocó contra el buque. En ese siniestro murieron los cinco tripulantes del pesquero.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook