El Gobierno solicita dos meses más para justificar la prórroga de la AP-9 en la UE

Transportes todavía no ha remitido su respuesta al segundo expediente de infracción abierto en Bruselas

Las elecciones apuntan a un cambio de comisario de Mercado Interior

Tomé, Besteiro, Puente, Alvarellos
y Calvo este viernes en la estación de Lugo.
 // Pedro Agrelo

Tomé, Besteiro, Puente, Alvarellos y Calvo este viernes en la estación de Lugo. // Pedro Agrelo

Después de que el Congreso admitiera a trámite la propuesta de ley para transferir la Autopista del Atlántico a Galicia y Óscar Puente elevara a 6.000 millones de euros el coste del rescate y traspaso del vial, el Gobierno pide tiempo muerto para poder responder ante la Comisión Europea por la prórroga efectuada hasta el 2048.

Fuentes institucionales de alto nivel han confirmado a FARO que España ha solicitado un nuevo plazo de dos meses hasta el 24 de agosto para enviar sus alegaciones al segundo expediente sancionador abierto por Bruselas. A poco más de una semana de extinguir el plazo legal iniciado en abril y sin haber enviado todavía ningún documento, el Ejecutivo sigue buscando la fórmula para justificar la prórroga de 25 años decretada por Aznar. Sin esta medida denunciada por la Asociación En Colectivo, los gallegos no tendríamos que pagar los peajes de la AP-9 desde el 18 de agosto de 2023.

En su respuesta del 20 de enero de 2022 el Gobierno invocó la “excepción in house” ya que en ese momento Autopistas del Atlántico S. A. era “íntegramente de titularidad pública”. Este procedimiento permite a un comprador público liberarse de las normas de publicidad y licitación a nivel interno, es decir, cuando utiliza los servicios de una entidad sobre la que ejerce un control.

Sin embargo, el órgano comunitario considera que existen “incoherencias” en la postura de las autoridades españolas ya que no mencionaron esta excepción en su primer documento en febrero de 2021 ni en el análisis de la sentencia del Comune di Lerici de Italia en noviembre de 2022, donde reconocían que “no existían una relación contractual entre el Estado y Audasa y no se adjudicó a este último ningún contraro in house”.

La Comisión insiste en que esta vía “sólo debe utilizarse para su finalidad” y “observa varios indicios de que ni Fomento ni Enausa pretendieron nunca seguir el objetivo de la excepción in house y menos aún mantenerla durante la totalidad de la ejecución de los contratos”.

Por ello el comisario Breton y la secretaria general Martine Deprez consideran que “la única explicación verosímil en la prórroga extremadamente prematura 20 años antes de la fecha final del plazo –agosto de 2023– es que tenían la intención de venderlas a corto plazo y querían obtener el máximo beneficio gracias a su prórroga”. De esta forma, aceptar la excepción “equivaldría aceptar la elusión de las normas de contratación pública de la UE y una desviación de poder”.

Caída de los liberales

Este tiempo extra provocará que el estudio de la respuesta enviada por España sea una de las primeras tareas de la nueva Comisión Europea emanada de las urnas. Las elecciones del pasado domingo 9 anticipan una reedición de la gran coalición entre populares y socialistas con el apoyo de liberales y verdes, aunque podría incorporar matices. El grupo de Renew Europe perdió 27 escaños, diez de ellos en Francia tras el sonoro triunfo de la ultraderecha de Le Pen que ha obligado a Emmanuel Macron a adelantar las elecciones legislativas al 30 de julio.

La situación de la prórroga de la AP-9

[object Object]

Bruselas dio el 24 de abril dos meses de plazo a España para enviar sus alegaciones sobre la prórroga de la AP-9 hasta el año 2048.

2) Nueva búsqueda de argumentos

La “excepcion in house” con la que defendieron la medida de Aznar ha sido rechazada de forma contundente por el comisario Breton.

3) Nuevo equipo para analizar el caso

La caída de los liberales franceses apuntan a un relevo en la Comisión de Mercado Interno que ha estudiado el caso hasta la fecha.

Es por ello que una vez definida la presidencia de la Comisión Europea –en la que podría repetir Úrsula Von der Leyen– parece improbable que el presidente galo pueda situar de nuevo a Thierry Breton como comisario de Mercado Interno.

Este veterano economista y directivo que cumplirá 70 años el próximo enero firmó la durísima carta adelantada por FARO en la que rechaza los argumentos presentados por España y certifica que “el verdadero objetivo de la prórroga de la AP-9 por 25 años era aumentar sustancialmente su valor para hacerlas más atractivas con vistas a conseguir una venta futura, pero ya prevista, más rentable”.

Rueda sobre el traspaso: “Vamos a exigir lo que fue compromiso del PSOE”

El presidente de la XuntaAlfonso Rueda, afirmó que tanto el Gobierno autonómico como el Partido Popular de Galicia defenderán hasta el final el traspaso de la autopista AP-9 a la comunidad, al recordar que "fue un compromiso" del Partido Socialista durante la campaña de las elecciones autonómicas.

"Vamos a exigir lo que fue un compromiso del Partido Socialista en campaña, en una campaña en la que el presidente del Gobierno conocía perfectamente este compromiso", dijo Rueda, y recordó que "en ningún caso" Pedro Sánchez dijo que el traspaso de la AP-9 no fuese a llevarse a cabo.

Rueda hizo estas declaraciones este sábado tras asistir a un acto con concejalas y alcaldesas del PPdeG y después de que ayer, en Lugo, el ministro de Transportes y Movilidad Sostenible, Óscar Puente, dijese que el rescate de la AP-9 y la transferencia de las competencias sobre esa vía tendría un coste superior a los 6.000 millones de euros, un dinero que el Gobierno no tiene "para afrontar este rescate".

Recordó el presidente de la Xunta que el impulso al traspaso de la autopista también fue "un compromiso" del pacto de investidura entre Partido Socialista y el BNG.

"Espero que el BNG, por una vez, se dé cuenta de todo aquello que le prometieron y no están cumpliendo; tienen que dejar de tomarle el pelo y también tienen que ponerse en el BNG del lado de Galicia", indicó.

"Pido rigor y unidad" dijo el máximo mandatario gallego, e indicó que "tanto la Xunta como el PPdeG se toman este asunto muy en serio y lo vamos a empujar hasta el final para que sea una realidad".

En opinión del presidente de la Xunta, "los socialistas no hablan entre ellos" y criticó que el Partido Socialista "aquí en Galicia, como por otra parte nos temíamos, pinta poco a nivel nacional".

"Espero que aunque sea por una vez el Partido Socialista se dé cuenta de que se tiene que poner del lado de Galicia y no de los intereses de Moncloa, sobre todo cuando los intereses de Moncloa demuestran, como demostró ayer Óscar Puente, que están muy lejos de los intereses de Galicia", afirmó el presidente gallego.

Suscríbete para seguir leyendo