La ofensiva portuaria lusa llega al norte: lluvia de millones para Viana do Castelo

Lisboa lanza la ampliación de la terminal, a 70 km de Vigo, para ganar tráficos y buques de mayor tamaño, con una nueva rampa Ro-Ro | Moviliza fondos estatales y europeos

Vista aérea del estuario del río Limia y el puerto de Viana do Castelo.

Vista aérea del estuario del río Limia y el puerto de Viana do Castelo. / FdV

Víctor P. Currás

Víctor P. Currás

Al Puerto de Vigo le sale un nuevo rival al sur del Miño. Además de la competencia de Leixões, la Autoridad Portuaria de Viana do Castelo se prepara para dar su propio “salto de gigante” con el apoyo de los fondos estatales y europeos. Así lo ha anunciado su presidente, Manuel Cunha Júnior, quien apuesta por “crear condiciones y adaptar el puerto a esa nueva realidad económica que se avecina y se muestra gigantesca en el ámbito empresarial e industrial”.

El norte luso pretende así terminar de explotar todo el potencial de una de sus terminales, donde hasta ahora la falta de inversión y algunos problemas técnicos relativos a los desniveles hacían que no se aprovechara su estratégica ubicación geográfica.

“Tiene capacidad de crecimiento y hay soluciones analizadas” insiste su máximo responsable, quien lleva en el puesto desde enero de este año. Y es que la lista de actuaciones no es precisamente corta. Ampliar el frente del muelle, aumentar el calado en los fondos marinos o aumentar los terraplenes con la creación de una segunda área de negocios dentro del perímetro portuario.

No obstante, si hay una actuación que competiría directamente con el puerto vigués es la construcción de una nueva rampa Ro-Ro. La terminal de Bouzas es líder peninsular en este tipo de tráficos y en Viana do Castelo han puesto sus ojos en su parte del pastel. “Hay muchas empresas en la región que trabajan en otros puertos y es importante recuperar servicios y carga perdidos” destacan en la entrevista realizada por TRANSPORTES & NEGÓCIOS.

Las claves del puerto de Viana

[object Object]

Con el nuevo presupuesto de Luís Montenegro y los fondos PRR confían en dar el “salto de gigante” que exprima todo su potencial.

2) Captar tráficos Ro-Ro que llegan a Bouzas

El transporte de vehículos es una vieja aspiración del norte luso ya que se centran en la terminal viguesa. Habrá una nueva rampa para ello.

3) Referentes en la eólica marina

Además de madera o graneles líquidos, el puerto de Viana destaca por la industria auxiliar de la eólica marina gracias a sus distintos parques.

El pasado otoño la APDL adjudicó por medio millón de euros los trabajos de dragado del fondo de su puerto que permitirán acoger de forma “más atractiva, fluida y segura” grandes buques, algo que no es posible en Oporto.

Sin cifras oficiales todavía

Manuel Cunha Júnior no quiso desvelar las grandes cifras de la obra, pero sí que destacó que podrá poner fin a las carencias de los últimos años y permitirán levantar un “nuevo” puerto. Dicha inversión llegaría a través del próximo Presupuesto del Estado, para el cuál aseguran estar “confiados”.

Cunha Junior asumió la presidencia a comienzos de año después de entrar en la directiva de la Comunidad Portuaria de Viana do Castelo desde hacía tres años. Ha sido presidente de la Asociación Empresarial del Distrito de Viana y de la Cámara de Comercio, por lo que pese a no ser del ámbito marítimo se siente “cómodo” en este cargo. Con esta visión también ha destacado la necesidad de aprovechar el potencial que representan los desarrollos previstos de la energía eólica marina en toda la zona de Viana do Castelo.

A apenas 20 kilómetros de la basílica de Santa Lucía se instaló en 2019 el primer parque de este tipo en la Eurorregión y se espera que en la próxima década alcance más potencia instalada que en todas las costas españolas. Junto a los graneles líquidos y la madera, la off-shore es la principal fortaleza del puerto. Por otra parte, considera que el transporte de contenedores “no es una prioridad” para esta entidad.

Reserva de suelo para su conexión ferroviaria

Pese a las inversiones a través de los fondos del gobierno portugués o los europeos del Next Generation, el otro gran pilar para este salto no se contempla todavía. La conexión ferroviaria no se desarrollará “al menos de forma inmediata” ya que Cunha Júnior no lo ve como “una necesidad primordial”. Sin embargo, se reservará espacio para la misma mientras se aprovecha el “buen acceso” existente por carretera.

Ya en abril de 2022 la Cámara Municipal de Viana anunció un estudio para dotar a su puerto de una línea de tren. La conexión más sencilla sería con los muelles situados en el lado norte de la desembocadura del río Lima al estar a menos de 500 metros de la vía que continúa hacia Caminha y Valença por la costa, dando servicio al puerto pesquero y los astilleros navales de la ciudad.

Sin embargo, todo parece indicar que sería con las dársenas ubicados al sur en la freguesía de Darque. En ella se concentran las operaciones comerciales que permiten el movimiento de hasta un millón de toneladas al año y barcos de 180 metros de eslora y ocho de calado.

Además de operar 24 horas al día, cuenta con la presencia de empresas gallegas como el Grupo Nogar. Curiosamente, la ciudad ya contó con un ramal hacia el puerto desde 1924 hasta que fue desmantelado en 1989. El trazado de 2,31 kilómetros partía de la estación actual y transportaba mercancías, vinos de la Alta Lima y trabajadores.

Suscríbete para seguir leyendo