Acercar el cine francófono al público joven, utilizar el séptimo arte como herramienta pedagógica en el aula, ofrecer al público adolescente la oportunidad de ver una película en lengua extranjera en una sala, enseñar a los más jóvenes a desarrollar un pensamiento crítico a la hora de analizar las piezas audiovisuales y fomentar sinergias entre las redes de centros educativos que ofrecen cursos de francés. Son los cinco grandes objetivos del festival Fiestinema, que este mes se acoge la ciudad y que se celebra de la mano de la academia Alliance Française de Vigo.

Alumnos ayer en el Auditorio municipal. | // // M.G. BREA

Estudiantes de toda la provincia de Pontevedra llenan estos días prácticamente todas las butacas del Auditorio municipal para disfrutar de diversas películas en versión original y acercarse así, de una forma lúdica, al idioma y a la cultura francesa que estudian en las aulas.

Desde el pasado martes, día 7 de noviembre, alumnado de Educación Secundaria Obligatoria (ESO) ha visitado la ciudad olívica para visionar la película Seuls, de David Moreu. La cinta audiovisual, que fue seleccionada por la academia, es una película de misterio basada en el cómic francobelga que lleva el mismo título. La historia está protagonizada por Leïla que, una mañana, al despertarse descubre que no hay nadie en su casa, ni en el barrio ni en toda la ciudad, por lo que inicia una búsqueda hasta dar con otros cuatro jóvenes como ella para dar comienzo su gran aventura.

El festival continuará a lo largo de la próxima semana, pero ya con sesiones dirigidas para los alumnos de Bachillerato. En concreto, durante los días 14,15 y 16 de noviembre, los estudiantes que visiten el Auditorio municipal tendrán la ocasión de disfrutar de la proyección de La Traversée, una película en la que los educadores Alex y Stéphanie llevan a cinco adolescentes sin escolarizar a cruzar el Mediterráneo para reintegrarlos a través de los valores del mar, pero al llegar al puerto se encuentran con Riton, su patrón, ex policía de la BAC. Estos jóvenes son su peor pesadilla y se ven embarcados en el mismo barco para un viaje marítimo de quince días.

En la cuarta edición del festival participa alumnado del IES Torrente Ballester, Politécnico, Álvaro Cunqueiro, Illa do Tambo, San Tomé de Freixeiro, Salvaterra, ROU, Ponte Caldelas, Montesol, Meaño, Julia Becerra Malvar, Frei Martín Sarmiento, IES do Barral y colegios LAR y Salesianos.