El turismo en Vigo continúa este verano con “niveles de ocupación superlativos”. Así resumía el alcalde, Abel Caballero, los buenos datos del sector hotelero en la ciudad durante el mes de julio, alcanzando una tasa del 85,2% para mejorar en más de ocho puntos la del mismo período del año anterior. “Va como un cañón” señalaba el regidor al apuntar que “Vigo irrumpió como ámbito propio de turismo” dentro del panorama nacional.

Este porcentaje de ocupación logró un importante empujón final este último fin de semana del mes al superar el 93%, colgando la gran mayoría de hoteles el cartel de completo durante la jornada del sábado. Según el primer edil, este fenómeno se produce “por las islas Cíes, por los conciertos y por las acciones que se van tomando en la ciudad” que han permitido atraer a un “turismo de altísima calidad” que viene a pasar los fines de semana enteros, dejando un importante gasto en comercios, restaurantes y otros establecimientos.

Las previsiones del Concello y la Deputación de Pontevedra para este mes se situaban en un 80%, por lo que todo apunta a que las Rías Baixas volverán a tener un verano de récord en lo que a turismo se refiere. Ya en junio los datos apuntaban a una media de ocupación hotelera del 60%, lo que supuso 17,2 puntos más que los registrados en junio del año pasado.

Los datos rebajan el Xacobeo

Este buen dato contrasta con el “pinchazo” que se siente en Santiago de Compostela durante el que debería de ser el mes grande del año Xacobeo. A pesar de la notable llegada de peregrinos, cuya presencia ha comenzado a generar críticas diarias entre los vecinos, la capital gallega se ha quedado en un 67% frente al 82% registrado hace tres años en el mismo período.

Abel Caballero aprovechó su rueda de prensa para comparar ambos modelos de turismo, asegurando que en el caso de la ciudad olívica “no vienen por la mañana y se van al pasar el mediodía”; al tiempo que criticaba nuevamente la inversión de la Xunta en la promoción del turismo concentrándose en el doble año santo Xacobeo.

Esta tendencia sirve para corroborar también el estudio experimental del INE que situó a Vigo como la ciudad del noroeste peninsular con un mayor número de visitantes extranjeros durante los cinco primeros meses del año; muy por delante de A Coruña, Santiago, Oviedo o Valladolid. De esta forma, un total de 62.874 dispositivos móviles procedentes de fuera de España pasaron por Vigo en esos meses, siendo además un goteo continuo con el valor más bajo en febrero (10.596) y el más alto en mayo, alcanzando los 15.176 visitantes.

Este método a través de los datos de las tres principales operadoras del país permite obtener datos de forma más rápida y granulada que la Estadística de Movimientos Turísticos en Fronteras (FRONTUR) de forma trimestral. En el mismo período llegaron a 215.844 los residentes de fuera de la provincia en Vigo.

Las Cíes, al 92% durante el mes de agosto

Si tenemos en cuenta que los viajes a las Cíes suponen uno de los principales atractivos para la ciudad, las previsiones para agosto se mantienen de forma muy optimista.

8

Las Cíes rozan el lleno para todo el mes al comenzar agosto Marta G. Brea

A día de hoy solamente quedan 4.002 plazas para poder acudir a las islas durante el mes que acaba de empezar, concentrándose todos ellas en los últimos cuatro días.

Esto supone que el 92,83% de estas reservas obligatorias gratuitas ya están bloqueadas; quedando menos de 1.500 para el último fin de semana del mes. El margen de crecimiento para lo que resta del verano es escaso dado el aforo máximo permitido por la Xunta de 1.800 personas al día, por lo que dependerá del flujo de visitantes que se produzca a partir del 15 de septiembre cuando el tope se reduce a 450 personas por jornada.

Se trata del primer verano tras la inclusión del archipiélago vigués en el listado del New York Times de destinos imprescindibles para el año 2022 en los que el turitsta “es parte de la solución”.

En él se calificaba al Parque Nacional como un “tesoro natural vital” y destacaba que las Cíes son “una hermosa prueba de la importancia de proteger estos espacios”.