Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El coronavirus vuelve a amenazar al área sanitaria de Vigo: "Están cayendo familias enteras"

Médicos alertan de que hay personas con síntomas que no están comunicando que son positivos

Terrazas llenas en el Casco Vello de Vigo. Marta G. Brea

Hace tiempo que las autoridades sanitarias han apostado por una estrategia de convivencia con el COVID, con una eliminación ya prácticamente total de las restricciones y que ha permitido a la sociedad recuperar en mayor o menor medida la normalidad en sus vidas. La eliminación de las medidas de protección hacía prever que en algún momento u otro el virus volvería a extenderse. Y los datos de los últimos días reflejan signos de una nueva ola del virus en el conjunto de Galicia, que sería la séptima desde el inicio de la pandemia. Y en el área sanitaria de Vigo se está dejando notar.

Según la última actualización de la Consellería de Sanidade, hay 2.167 personas que están contagiadas. Aunque la mayoría están pasando la enfermedad de forma asintomática o leve, lo cierto es que se está detectando un aumento en la transmisión del virus. Extraño es encontrar un entorno laboral en la que algún trabajador no esté en casa después de dar positivo y encontrarse mal. “Y están cayendo familias enteras, chavales de quince años, adultos y personas ancianas”, apunta un médico de familia del centro de salud de Pintor Colmeiro de Vigo.

Los síntomas más comunes que se están detectando en las personas con COVID son fiebre, dolor muscular generalizado, cefalea, estornudos y también vuelve a aparecer la anosmia, es decir, la pérdida del olfato. Cuando un paciente presenta un cuadro clínico con alguno de estos síntomas, una prueba de antígenos determinará si está o no contagiado. En caso de tener más de sesenta años o pertenecer a algún grupo de riesgo, se le cita para una PCR. “La mayoría de casos se resuelven en unos cinco días, aunque algunos pueden complicarse”, explica este facultativo.

La prueba precisamente de que el COVID puede complicar el estado de salud de una persona es que en los hospitales de Vigo hay 127 personas ingresadas con coronavirus, la cifra más elevada desde febrero del año 2021. La buena noticia es que todas ellas, salvo dos, que están en la UCI, se encuentran hospitalizadas en planta. Hay que lamentar no obstante tres nuevos fallecimientos notificados ayer por el Sergas y que tuvieron lugar en los últimos días, lo que eleva la cifra de víctimas mortales desde el inicio de la pandemia ya por encima de las setecientas.

Hay que señalar no obstante que todo apunta a que hay más que esos 2.167 contagiados que constan en los registros oficiales en el área sanitaria de Vigo. Porque los médicos advierten que hay muchas personas que tienen síntomas y que después de hacerse el autotest diagnóstico, pese a dar positivo, no se lo comunican al Sergas, por lo que no se le puede hacer un seguimiento. “No se registran y hacen vida normal”, lamenta otro facultativo de un centro de salud de Vigo. Hay que recordar precisamente que si una persona está contagiada y tiene síntomas graves, es aconsejable que se quede en casa, mientras que si se encuentra bien o con sintomatología leve puede salir y acudir a trabajar siempre que utilice mascarilla.

Este aumento de los casos llega en un momento además difícil. Y es que en verano la mayoría de centros de salud, donde se atienden los casos que no son graves, tienen menos personal por las vacaciones de los sanitarios y las dificultades para cubrirlos, y se apostará por lo general por las prolongaciones de jornada para evitar en la medida de lo posible descubiertos en la atención. No se espera no obstante un colapso en Atención Primaria derivado del COVID, precisamente por los nuevos protocolos y porque la mayoría de casos no requieren atención médica gracias a la vacunación de la población.

Vigo y Redondela, en el “top-3” de municipios más afectados

Para medir el nivel de transmisión del virus en un determinado territorio, el indicador más fiable es la incidencia acumulada de nuevos casos por cien mil habitantes los últimos catorce días. Atendiendo a este criterio, el municipio del área sanitaria de Vigo más afectado es Redondela, seguido de Fornelos de Montes. Pero la ciudad olívica se encuentra ya en tercer lugar. Y es que en la urbe viguesa se registraron 557 por cien mil habitantes las dos últimas semanas (datos que solo tienen en cuenta a mayores de sesenta años y otros colectivos de riesgo). Cangas, Pazos de Borbén, Baiona, Crecente, Mondariz-Balneario, Porriño y Nigrán son las otras localidades con una mayor transmisión del COVID. Los municipios que se encuentran en una mejor situación sanitaria son Ponteareas, Oia, As Neves, Salceda de Caselas, Tomiño y O Rosal.

Compartir el artículo

stats