Sobresalto monumental en plena madrugada para los vecinos del numero 28 en Ronda de Don Bosco. Faltaban pocos minutos para las 3:30 de este domingo cuando se declaró un fuego en el cuadro de telefonía y fibra del edificio, generando una importante humareda.

En unos minutos, el fuego había afectado además a la instalación de agua, lo que provocó una inundación significativa. Esa propia fuga sofocó las llamas, pero se convirtió entonces en el principal problema

Los bomberos de Vigo acudieron de inmediato al lugar y procedieron a cortar el agua para atajar la inundación. Finalmente, tan solo dos viviendas quedaron sin suministro hasta las pertinentes reparaciones. También se comprobó que la electricidad del edificio no había sufrido daños.

La humareda y el agua hicieron que los vecinos saliesen a la calle en plena madrugada pese a las indicaciones de los bomberos que les permitían permanecer en sus domicilios.