Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Multas de hasta 500 euros a patinetes desde junio: todo lo que debes saber de la nueva ordenanza

Los usuarios deberán llevar casco y un elemento o prenda reflectante y tener seguro de responsabilidad civil

Una usuaria de patinete, a su paso por Gran Vía M.G. Brea

Será a principios del próximo mes de junio cuando, por fin, entre en vigor la nueva ordenanza de los VMP (vehículos de movilidad personal), grupo abanderado por los patinetes eléctricos, cuya presencia en la ciudad gana fuerza con el paso de los meses gracias, entre otros motivos, al carril bici y a la plena crisis de precios del combustible. El Boletín Oficial de la Provincia de Pontevedra recogió ayer el acuerdo de la aprobación definitiva del texto logrado en el pleno del Concello de Vigo, por lo que la norma empezará a ser efectiva a los 15 días. Su intención es armonizar la circulación de este medio de transporte relativamente nuevo para compatibilizar su uso en vías públicas con el resto de vehículos, pero también con los usuarios más vulnerables, como los peatones. El gobierno local pondrá en marcha una campaña para informar a la ciudadanía del nuevo marco normativo.

Esta ordenanza complementa y amplía la regulación sobre monovolúmenes contenida en la normativa estatal sobre tráfico y circulación. Entre los aspectos más destacados de este texto, se encuentran la obligación de llevar elementos de seguridad como casco homologado y prenda o elemento reflectante, la necesidad de contar con un seguro de responsabilidad civil como el resto de vehículos a motor, una edad mínima de 15 años para su manejo en las vías urbanas, disponer de un certificado de circulación, la prohibición de usar las aceras, zonas peatonales, túneles o pasos inferiores, la circulación por el carril de la derecha de la calzada ocupando la parte central o la responsabilidad solidaria de los padres o tutores en el caso de sanciones a menores por infracciones cometidas por ellos. También establece los requisitos técnicos para los VMP, límites de velocidad en función del tipo de vía y su uso en ciertas áreas de la ciudad.

Las infracciones se clasifican en leves (multas de hasta 100 euros), graves (de 101 a 200 euros) y muy graves (de 201 a 500 euros). Se incluyen en el primer grupo circular sin mantener la distancia mínima de separación, estacionar en aceras, paseos y demás áreas destinadas a los peatones o atar un VMP en un lugar donde esté expresamente prohibido. En el segundo, incumplir los límites de velocidad y circular en VMP sin tener la edad mínima permitida, transportando pasajeros, sin sistema de frenado, con auriculares conectados a receptores o reproductores de sonido, por vías o zonas prohibidas –como las aceras–, sin casco o elemento reflectante o utilizando el teléfono móvil. En el tercer saco: ejercer una actividad económica con un VMP sin haber obtenido las autorizaciones pertinentes para el inicio de la actividad, incumplir los límites de velocidad superando el límite en más del 50%, conducir con un dispositivo que no tiene la consideración de VMP y circular bajo los efectos del alcohol o las drogas, de forma temeraria o sin seguro de responsabilidad civil.

La norma establece la obligatoriedad de mantener la distancia de metro y medio con los peatones. Si no hay un paso seguro entre ellos, el conductor deberá bajarse del VMP y empujarlo a pie. Los usuarios no pueden conducir con niveles de alcohol en el organismo superiores a los establecidos reglamentariamente ni con la presencia de drogas. Más contenido de la norma: solo se permite el uso de una sola persona, está prohibido conducir con auriculares conectados a receptores o reproductores de sonido y utilizando dispositivos de telefonía móvil, así como cualquier otro medio o sistema de comunicación que implique un uso manual. Otro veto: los VMP no pueden ser arrastrados por otros vehículos o animales.

Tabla de explicación de la nueva ordenanza de VMP de Vigo FdV

El documento ya recogido en el Boletín Oficial de la Provincia de Pontevedra censura la conducción en paralelo y circular transportando animales, mercancías u objetos que sobresalgan del vehículo, así como el paso de los VMP por aceras y zonas peatonales: en estos casos, los usuarios deben bajarse del vehículo y empujarlo mientras caminan. En el Casco Vello y en el Casco Histórico de Bouzas, podrán circular a una velocidad no superior a 10 km/h, que deberá reducirse a 5 km/h para acomodar la velocidad al paso de los peatones al acercarse a ellos, una distancia mínima de 2 metros de las fachadas y de 1,5 metros de las personas.

Los VMP sí podrán circular por carril bici, pista-bici, acera-bici (carril bici señalizado en la acera), ciclovía y senda ciclables, así como por la carretera. Está prohibido su paso por el asfalto de Gran Vía entre Venezuela y Praza de América, los carriles centrales de la avenida de Madrid, Castelao, Beiramar, Clara Campoamor, Arquitecto Palacios y Citroën. Los VMP que cuenten con luces delanteras y traseras deberán utilizarlas para circular. Si no disponen de iluminación, no podrán circular entre la puesta y la salida del sol o si las condiciones meteorológicas son desfavorables.

Estos vehículos se deben estacionar en los espacios especialmente habilitados para ellos y/o para bicicletas. En caso de que no haya en una superficie de 50 metros, podrán aparcar en hilera en la acera a una distancia mínima de 50 cm del borde siempre que no obstaculicen el tránsito de peatones. Si la acera tiene más de 5 metros de ancho, se podrán estacionar en semibatería con las siguientes restricciones: siempre que no exista una señalización específica que lo prohíba y a más de dos metros de los extremos de las marcas viales para delimitar pasos de peatones, zonas de carga y descarga y paradas del transporte público. Los vehículos de movilidad personal no podrán anclarse a farolas, señales, árboles, bancos, marquesinas u otros elementos del mobiliario urbano.

La “más restrictiva” del país

La Asociación Vigo VMP asegura que la ordenanza es “la más restrictiva de España”. No entiende que no se permita el uso de VMP sin manillar –los monociclos– ni en las calzadas ni en el carril bici, pero sí en los cascos viejos del centro y Bouzas o vías residenciales. Denuncia la existencia de “errores e incongruencias” en el documento y solicita una reunión con el Concello.

Compartir el artículo

stats