Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Concello creará un aparcamiento junto al futuro pabellón de Matamá para 123 coches

Las obras, con un plazo de ejecución de nueve meses, empezarán este verano y coincidirán con los trabajos de humanización de la Praza de San Mauro

Javier Pardo, Abel Caballero y David Regades, esta semana, junto a la zona en la que se actuará. / R.GROBAS

La parroquia de Matamá presumirá de un aparcamiento al aire libre con hueco para 123 vehículos en batería –cuatro plazas para personas con dificultades de movilidad–. El Concello dará vida a esta instalación en los terrenos adquiridos por el gobierno local para levantar, a su vez, el nuevo pabellón deportivo. El acceso se realizará por la calle Manuel Cominges, frente al Colegio Público Josefa Alonso; a partir de ahí, se proyecta un vial que discurre a través del solar hasta llegar a la calle de Os Canteiros, donde está la salida. El presupuesto base de licitación asciende a 900.964,08 euros. El calendario: según avanzan fuentes municipales, se prevé la aprobación del proyecto el mes que viene y la adjudicación de las obras, en julio o agosto, para el “inmediato inicio” de los trabajos, que tienen un plazo aproximado de nueve meses.

“Nadie nos va a impedir que realicemos este proyecto”

Abel Caballero - Alcalde de Vigo

decoration

El alcalde, Abel Caballero, asegura que “nadie impedirá” la construcción de este parquin al aire libre “en el corazón de Matamá”. Lo dice porque, para hacer realidad el pabellón, la entidad de la Praza do Rei sí se encontró un muro. Y es que debe lograr encaje urbanístico: el suelo, actualmente, tiene calificación rústica. La Ley 3/2016, conocida como Ley Vigo, permitiría modificar este uso para convertirlo en deportivo por la vía de urgencia. La Xunta, en cambio, considera que el Concello “no está legitimado” para promover proyectos públicos de urgencia o de interés excepcional. La administración encabezada por Núñez Feijóo conmina al Concello vigués a “realizar las modificaciones necesarias en el planeamiento urbanístico y municipal para poder llevar a cabo la ejecución de las obras”. El Tribunal Superior de Xustiza de Galicia (TSXG) le dio la razón al gobierno gallego en una sentencia emitida en julio de 2020 en la que condena al equipo de Abel Caballero a esperar a que el Plan Xeral de Ordenación Municipal (PXOM) –el nuevo no entrará en vigor hasta, al menos, el año 2023–, le permita llevar a cabo el proyecto.

En este caso, el Concello sí podrá realizar el aparcamiento porque, oficialmente, tendrá “carácter provisional”, por lo que, para su construcción, es suficiente la autorización de la Xerencia Municipal de Urbanismo, que será validada posteriormente una vez entre en juego el nuevo PXOM, el instrumento que permitirá levantar el pabellón contiguo.

Habrá nueva red de alumbrado, aceras, árboles, bancos y plantas tapizantes

Los trabajos que se van a realizar consisten en el acondicionamiento del entorno del futuro pabellón deportivo de Matamá. Se prevé la optimización de la utilización del espacio y su ordenación, la mejora de la accesibilidad peatonal y de la seguridad vial en el ámbito y el entorno, la delimitación de las zonas de aparcamiento adaptadas a los usos existentes, y la renovación y mejora de las redes de servicios en los casos en los que resulte necesario, así como la instalación de una nueva red de alumbrado formada por puntos LED. Se incluirán zonas ajardinadas dotadas de riego y árboles, así como mobiliario urbano.

Las dimensiones de las plazas de aparcamiento son de 5 x 2,5 metros y las destinadas a personas con discapacidad, de 5 x 3,5 metros. La acera de la calle de Os Canteiros situada frente al aparcamiento se proyecta con un ancho de 3 metros. En la zona de aparcamiento, se prevé un pavimento compuesto por una losa césped. Las cavidades se rellenarán con un sustrato franco arenoso, excepto en el caso de las plazas para personas con movilidad reducida, en las que se empleará taco de hormigón de colores. Y la entrada y salida del parquin se proyecta con adoquín de granito blanco mera.

Las especies de árbol que se plantarán serán la camelia japonica en la calle de Os Canteiros y Ginkko Biloba y Magnolia Denudata Yellow River en el aparcamiento. En el muro situado en la parte baja del palco existente, se realizará la plantación de árbol de Thuja y, en las zonas verdes, se dispondrán plantas tapizantes. En cuanto al mobiliario urbano, se colocarán siete papeleras y siete bancos.

Esta obra se hará a la vez que se ejecuta la humanización de la Praza de San Mauro, actuación para la que se prevén 300.000 euros. Se trata de un ámbito central de la parroquia, un punto de encuentro al lado de la iglesia en el que confluyen multitud de personas. El gobierno local llevará a cabo una mejora integral de este punto, con reposición de servicios, mobiliario urbano, jardinería, iluminación y pavimentos con la intención de “configurar un nuevo espacio funcional para el disfrute de los vecinos con un alto grado de seguridad”. Además, se conectará la plaza con los viales colindantes: calle Canteiros, Manuel Cominges y Leonardo Alonso.

En materia de aparcamiento, uno de los proyectos más relevantes es el que se hará realidad en la zona de Balaídos: el Consorcio de la Zona Franca invertirá más de 12,3 millones de euros para construir un parquin subterráneo con unas 500 plazas repartidas en dos sótanos al sur de la grada de Río del estadio municipal y a pocos metros del World Car Center que proyecta en la avenida Alcalde Portanet.

Complejo de 2.500 m2

El complejo planteado por el Concello en Matamá, de 2.500 metros cuadrados, ofrecerá una pista de juego reglamentaria de 45 metros de largo por 27 de ancho para la práctica de baloncesto, balonmano, fútbol sala o voleibol. A lo largo de uno de sus laterales, se levantará una grada con capacidad para más de 200 espectadores. Bajo la misma, se construirán cuatro vestuarios para deportistas, dos para árbitros, los aseos públicos y una zona de almacén, entre otros servicios. Se habilitará también un gimnasio público de unos trescientos metros cuadrados. La entrada en vigor del nuevo Plan Xeral desbloqueará la obra.

Compartir el artículo

stats