Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Gran Vigo

El break dance vigués: del TikTok a los Campos Elíseos

La nueva modalidad olímpica crece en la ciudad impulsada por O Marisquiño y las redes sociales

Nos colamos en una clase del baile de moda en Vigo Marta G. Brea

Para ver este vídeo suscríbete a Faro de Vigo o inicia sesión si ya eres suscriptor.

Nos colamos en una clase del baile de moda en Vigo Víctor P. Currás

Las televisión, los bailes virales en redes, el Marisquiño o una nueva interpretación del deporte. El ‘break dance’ continúa un ascenso en Vigo que los más veteranos del sector consideran “exageradamente grande” ante el crecimiento de alumnos y academias.

Lo sabe bien Rubén Domínguez Fernández con un cuarto de siglo de experiencia en sus piernas, brazos y cabeza haciendo estas acrobacias. ‘Rubo’ es uno de los pioneros en la ciudad y profesor en la Escuela Unidance de Coia. En ella ha visto que programas de televisión como FAMA! sembraron un interés que hoy crece gracias a los vídeos que se hacen virales en redes sociales. “Dicen que quieren bailar como en los TikToks” porque les llaman la atención los movimientos.

Dubo (derecha), acompaña a cuatro pupilos. MARTA G. BREA

El primer síntoma de este cambio llegó en el festival urbano por excelencia del noroeste peninsular. Si bien el Marisquiño nació y creció de la mano de deportes como el skate o las BMX; en los últimos años ha modificado su parrilla para dar paso a nuevas disciplinas por su demanda. El break dance comenzó a ganar peso en la programación del Náutico igual que el baloncesto 3 contra 3, que ya hizo su debut olímpico en Tokio el verano pasado.

Rubo constata que cada mes de septiembre aparecen nuevos alumnos en su academia después de ver las exhibiciones del festival en el mes de agosto, aunque cree que por el momento no se ha explotado al 100% y así se lo ha hecho saber a la organización.

El COI lo incluyó en París tras el éxito en los Juegos de la Juventud de 2018

En la misma línea que la dirección del Marisquiño, el Comité Olímpico Internacional tomó una decisión revolucionaria para los Juegos de la Juventud celebrados en Buenos Aires en 2018 al incluir a los ‘b-boys y b-girls’ en su programación.

Sin embargo, no todo el sector ha recibido la noticia con entusiasmo. Hay quien considera que al ser un “estilo de vida o un arte” no puede regirse por las normas de un deporte en el sentido estricto pese a estar incluido desde hace años en la Federación Española de Baile Deportivo; aunque nadie pone en duda sus beneficios físicos y mentales.

Rubo reconoce que gracias a esto “queda mucha vida por delante” ya que permitirá desarrollar rutinas y ejercicios bases o incluso entrenarse en centros de alto rendimiento, como ya ocurre en Francia.

Rubo (derecha), acompaña a cuatro pupilos. MARTA G. BREA

El aplazamiento de los Juegos de la Juventud de Dakar 2022 por el coronavirus permitieron a la federación española ganar tiempo en esta carrera para elegir a los primeros representantes olímpicos en la cita gala. Seminarios de formación o competiciones autonómicas son algunas de las acciones puestas en marcha como pasos previos a las finales nacionales, en las que Rubo apunta que podría haber gallegos dado el nivel que está viendo: “son unos atletas impresionantes, conscientes de lo que pueden hacer gracias a sus entrenamientos”.

En el programa preparado por los galos, esta disciplina tendrá lugar en la Plaza de la Concordia. Allí compartirá escenario con los otros deportes presentes en O Marisquiño, en un camino que lleva del Náutico a los Campos Elíseos.

Compartir el artículo

stats