Segunda visita la de ayer a Vigo del novísimo megacrucero británico Iona, cuya presencia en la ciudad a partir de ahora más que novedad se va a convertir en costumbre gracias a las siete escalas que ya cerradas en la terminal viguesa para 2022. El Iona atracó con una expedición de 3.810 pasajeros británicos y 1.640 tripulantes, con hindúes y filipinos a la cabeza, que acaban de enrolarse en Southampton en un crucero de dos semanas vendido a partir de 825 euros por persona, en el que también visitarán Málaga, Alicante, Barcelona, Cádiz y Lisboa.

Pero antes de que 2021 nos diga adiós, el Iona volverá a la ciudad el 30 de noviembre y será el encargado de cerrar a lo grande la agenda de este año con su escala del 31 de diciembre, fecha en la que atracará con cerca de 4.000 pasajeros que celebrarán las fiestas navideñas a bordo de esta espectacular embarcación, en crucero de 16 noches a Madeira y Canarias, que está siendo vendido a precios a partir de unos 2.500 persona en camarote interior, tarifa que se dobla si la acomodación elegida es una de las lujosas suites abalconadas de 37 m2. Tras más de diez horas de escala y ser consignado por Pérez y Cía., el Iona zarpó con rumbo a Málaga.