Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Barrio do Cura reforzará sus servicios con una nueva guardería de tres aulas y hasta 82 plazas

Infografía de la futura escuela infantil del Barrio do Cura FdV

Con su puesta en marcha, la urbanización de Barrio do Cura inyectará de golpe y porrazo en el mercado inmobiliario vigués 265 viviendas, lo que la convertirá probablemente –con permiso de grandes polígonos, como el PAU de Navia– en una de las promociones privadas de mayor calado en la historia reciente de la ciudad. Casi 300 familias que se instalarán además muy cerca de los 155 pisos que –a escasos 10 minutos a pie de allí– levanta Avantespacia en Cordelerías Mar, en Jacinto Benavente.

La nueva escuela de Santa Marta mejorará los accesos, con un ascensor de “Vigo Vertical” | Sus aulas serán más amplias que las actuales y sumará 41 plazas para niños de hasta tres años con posibilidad de doblar turno

Para atender su demanda y la del resto de vecinos que ya residen en los alrededores de Barrio do Cura en un aspecto tan básico como la educación, el Concello reforzará la oferta de plazas escolares en el entorno.

  • Barrio do Cura repartirá 265 viviendas en tres bloques: Estrela, Lúa y Ardora
    Gestilar ofrece ya cita para conocer los detalles del proyecto

Hace una semana el Gobierno local avanzaba las líneas maestras de la nueva escuela infantil que proyecta en Praza da Industria, que tendrá tres aulas y entre 41 y 73 plazas, en función de cuántos turnos ofrezca. Ahora concreta los detalles de la futura guardería municipal de Santa Marta, en Barrio do Cura, dotada de 41 plazas que podrían estirarse a 82 si se doblasen turnos. La actual –de 72 entre mañana y tarde– está afectada por las obras de la urbanización.

“Una gran escuela infantil en el centro de la ciudad”

Abel Caballero - Alcalde de Vigo

decoration

Con el anteproyecto ya sobre la mesa, el alcalde, Abel Caballero, avanza que la nueva guardería de Barrio do Cura será una gran escuela infantil en el centro de la ciudad”. Su diseño –precisan desde el Concello– lo convertirá en un complejo dotado de mejores conexiones que el actual, enclavado en un entorno verde y también con mayor superficie y dotaciones de las que carece ahora Santa Marta.

Infografía de la futura escuela infantil del Barrio do Cura FdV

Según los planos, la superficie total construida rondaría los 373 metros cuadrados (m2). Uno de los aspectos que más han cuidado los arquitectos es la accesibilidad. Al edificio, de una única planta, se podrá llegar desde el Berbés, Santa Marta y Poboadores, lo que lo convertirá en una escuela más permeable que su antecesora. Contará además con pasarela de acceso a las escaleras y un ascensor que el Concello quiere incluir en “Vigo Vertical”.

HUGO BARREIRO | Pincha en en la imagen para ampliar

El futuro centro dispondrá de tres aulas para niños, que se repartirán en función de sus edades: de cero a un años, de uno a dos y de dos a tres. Sus dotaciones se completan con vestíbulo, distribuidores, baños, aseos, vestuarios, despacho de dirección, sala de reuniones, lavandería, cuarto de instalaciones, patio de juegos exterior e interior y dos patios de luces. En total, los espacios interiores sumarán 325,99 m2 y los exteriores 98,23. En la actual guardería representa, respectivamente, 202,8 y 185,53 m2.

Planos de las plantas de la futura guardería

Al comparar superficies desde el Concello apuntan por ejemplo que las aulas del futuro complejo ganarán tamaño. La dedicada a niños de hasta un año pasará de los 19,41 m2 actuales a 32,87 m2; la de uno a dos años de 27,65 a 39,57 m2; y la de niños con edades comprendidas entre los dos y tres años, de 26,48 a 41,36 m2. En la primera el ratio será de ocho alumnos, en la segunda de trece y en la tercera de 20. Será en esta última –para alumnos de dos a tres años– en la que ganará capacidad el nuevo complejo. Su predecesora ofrece 15 plazas.

HUGO BARREIRO | Pincha en en la imagen para ampliar

Cada una de las aulas estará equipada con su propio baño y área de almacenaje y habrá una sala de descanso en el espacio dedicada a los alumnos más pequeños. Todas las aulas tendrán acceso directo al patio exterior de juegos y el centro incorporará un comedor con cocina iluminado y ventilado a través de la fachada norte.

La construcción, totalmente nueva, se distribuirá en una sola planta que se levantará en una parcela alargada, irregular, de 1.015 m2 delimitada hacia la cara este por una zona ajardinada y hacia el oeste por la calle Santa Marta; del lado norte da a las construcciones de O Berbés y hacia el sur se proyecta un nuevo bloque de viviendas.

Dotación comprometida

La futura guardería está recogida en el proyecto de Barrio do Cura y se levantará al tener que derribarse Santa Marta por las obras de la urbanización. En mayo el alcalde recordaba el compromiso de su promotora de entregar “una nueva escuela infantil para la ciudad”. “Abriremos allí una nueva y mantendremos la de Praza da Industria, por lo que sumaremos diez”, destacó. Meses antes, en febrero, deslizaba que la nueva escuela infantil de Santa Marta estaría “en cuanto se acabe la primera fase de las obras” del área residencial.

Por lo pronto, el calendario que ya está trazado es el de la futura escuela infantil de Camiño do Chouzo, en el entorno de Praza da Industria. Tras recibir luz verde de la Xunta, el Concello ha puesto en marcha la maquinaria administrativa para lanzar la licitación antes de que acabe este año. El plazo de ejecución es de cuatro meses y la inversión superará los 627.000 euros. Al anunciar el plácet autonómico, Caballero apuntaba que la obra podría financiarse con fondos comunitarios, de Next Generation

Una nueva urbanización de 265 viviendas, aparcamiento, zonas verdes y áreas para el ocio en pleno corazón urbano

De ser un espacio degradado, una herida abierta en pleno corazón urbano de Vigo, a convertirse en una manzana residencial, con viviendas exclusivas, aparcamientos, zonas verdes, espacios para el ocio y servicios públicos. Barrio do_Cura se prepara para pisar el acelerador y encarar una regeneración radical. En agosto los responsables del proyecto y el alcalde presentaban la maqueta de la nueva urbanización, que sumará 265 apartamentos, una plaza de 5.000 metros cuadrados (m2), un entorno comercial de 14.000 m2 y seiscientas plazas de aparcamiento pensadas tanto para quienes estén de paso como para los residentes del barrio y el entorno del Casco Vello. Una ambiciosa promoción impulsada por las compañías Autonomy y Gestilar.

  • Así será el nuevo barrio que revolucionará el Casco Vello

La urbanización permitirá atender la elevada demanda de vivienda nueva que se registra en el centro de Vigo, con una oferta muy mermada aún por los años durante los que la anulación del PXOM de 2008 noqueó el urbanismo. A la espera de que desvelen los precios a los que comercializará sus apartamentos, hace unas semanas Gestilar avanzaba algunas pinceladas extra del proyecto: el complejo residencial se dividirá en tres bloques bautizados como “Lúa”, “Estrela” y "Ardora”. En su web la compañía permite ya reservar cita para conocer de primera mano el proyecto en sus oficinas de Paseo de Alfonso XII.

Para cuidar al máximo la estética y diseño, los promotores han contado con el talento local –los arquitectos César Arines y Alfonso_Penela– y se trazará para conseguir la certificación LEED-ND, sello que tiene en cuenta aspectos como la compacidad del proyecto, su accesibilidad o la combinación de diferentes usos. El ámbito alcanza los 23.000 m2 que incluirán, por ejemplo, 4.000 dedicados a zonas verdes. Se prevé la plantación de 170 árboles.

Compartir el artículo

stats