El área sanitaria de Vigo vuelve a la buena senda epidemiológica. Después de una jornada de un ligero repunte en el número de casos activos, ayer se volvió a la tendencia del descenso y el número de personas con coronavirus vuelve a situarse por debajo del centenar, concretamente 97. Y es que el Sergas solo ha registró en la ciudad y en los municipios del entorno cuatro nuevos positivos en 24 horas, una de las cifras más bajas desde el inicio de la pandemia. Esos escasos contagios y las continuas curaciones permiten que la caída de pacientes con COVID sea prácticamente continua.

Además, la incidencia acumulado de nuevos casos por cien mil habitantes los últimos catorce días también sigue a la baja en el conjunto del área sanitaria viguesa, cayendo hasta los 14,2.