Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La reanudación de los viajes del Imserso da alas a las agencias

Las plazas de este año se reducirán un 75% con respecto al año 2019 | Las primeras llamadas empiezan a sonar en las oficinas

Escaparate de una agencia de viajes de Vigo que gestiona programas para el Imserso.

Los usuarios del programa del Imserso cuentan los días hasta recibir la carta que desde el Ministerio de Derechos Sociales les envíe en septiembre para, impacientes, ser de los primeros en realizar la inscripción en los destinos otorgados. Y es que, entre las idas y venidas judiciales, los jubilados vigueses ya pensaban que se quedarían sin sus viajes. Después de que hayan sido rechazados, por un tribunal, los recursos de la patronal estatal de los hosteleros y la autonómica Hosbec contra los pliegos de contratación previamente aprobados. Así que, si nada lo impide esta vez, en octubre saldrán los habituales aviones y autobuses desde Vigo a los diferentes destinos de la Costa del Sol.

Las llamadas a las agencias de viajes viguesas no han tardado en llegar: “Sí, ya estamos recibiendo llamadas, piden información, o preguntan si se va a hacer”, afirma Miriam, desde The Travel Brand. “Llaman todos los días, incluso en julio he realizado altas nuevas en el programa”, señala Rosana, de Viajes Airbus Vigo. Las agencias de viajes que se han visto duramente castigada por la crisis económica provocada por las restricciones, ven en el Imserso una pequeña fuente de ingresos: “Siempre es bien acogido”, añaden desde Viajes Margali. “Todo lo que sea movimiento, nos va bien”, apunta Miriam. Y aunque esperan un lleno absoluto, las cifras este año hablan por sí solas. De cara a la campaña de invierno, no esperan que haya la misma demanda que en 2019, ya que, se han reducido un millón de plazas respecto a la situación prepandemia: “El cupo bajará un 75%, nos van a tumbar aún más”, destaca Begoña, de Viaxeiros Tirma.

Los operadores de las agencias lamentan que los clientes del Imserso no sean más comprensivos con la situación tan delicada que está atravesando el sector turístico , donde tan solo en el ámbito de las agencias de viajes las ventas, en general, han caído más del 50% y más de un tercio ha cerrado sus puertas en la ciudad olívica: “La gente se queja de los precios –que ya de por sí son muy reducidos– de los hoteles: Es que si el hotel no va ni a cubrir gastos para qué abren, la gente está mentalizada de que como el sector está muy mal te van a regalar todo, y eso no puede ser”, resalta Miriam, de The Travel Brand. Entre las tres agencias consultadas, organizadoras de los viajes del Imserso, mueven alrededor de 1000 personas en un año normal, sin restricciones. Todas sus esperanzas están depositadas en estos cupos de viajes, que además son, en muchos casos, clientes habituales de cada agencia. Un trabajo arduo para las entidades que no ven casi remunerado: “Nos llevamos de beneficio apenas 12 euros por persona. Tienes que tratar con ella, en la mayoría de los casos hasta cinco veces antes de que viajen: hay que inscribirla, darle la documentación, fotocopiarla, prepararle la carpeta (...)”, recalcan las operadoras.

Pero agencias y usuarios están deseando que se confirmen los primeros viajes que, después de casi dos años sin salir del lugar de residencia, tanto jubilados como miembros del sector necesitan para salir de la crisis.

Compartir el artículo

stats