Un incendio en un galpón movilizó a varios vecinos del barrio de Beirán, en la parroquia viguesa de Matamá, la medianoche del domingo al lunes. Pasadas las doce, un particular alertó a la Policía Local del fuego, que grupo de personas intentaba sofocar sin éxito. Así, una dotación de bomberos acudió al lugar y extinguió las llamas.

Sin embargo, un hombre de 76 años de edad, M.R.A., tuvo que ser evacuado al Hospital Álvaro Cunqueiro ya que presentaba dificultades para respirar tras participar en el intento de los vecinos por apagar el incendio. Afortunadamente solo fue un susto, ya que pudo regresar a su casa tiempo después y su estado de salud era bueno, según informa la Policía Local.

El origen de las llamas se atribuye a unas brasas mal apagadas. El hijo de una de las propietarias de la finca reconoció haber usado en una comida familiar a mediodía el lugar acondicionado para hacer churrasco.

El fuego se reavivó hacia la noche y generó un incendio que causó importantes daños en la caseta y quemó toda la madera que allí había acumulada.